spot_img
spot_img
jueves, 13 de mayo del 2021

Ahorro comunitario para reducir pobreza y desigualdad

El Programa de ahorro comunitario está rompiendo el mito de que las personas en condición de pobreza no pueden ahorrar

spot_imgspot_img

En El Salvador hay 1,757,000 jóvenes y cuatro de cada diez se encuentran en situación de pobreza, según cifras oficiales de OXFAM.  Un 30% de esta población apenas  ha logrado cursar los estudios primarios y más de la mitad de todos los jóvenes percibe tener bajas posibilidades para acceder a un trabajo

Es ante esta realidad que la confederación internacional OXFAM acompañado por la organización Comic Relief,  han implementado en municipios de El Salvador y Guatemala el “Proyecto Ahorro Comunitario de Niños, Niñas y Jóvenes  como parte de una estrategia inclusiva para la reducción de la desigualdad.

Fernando Jovel Ramos, habita en el municipio de Teotepeque, departamento de La Libertad. Él ““al igual que muchos otros jóvenes- ha tenido que suspender sus estudios por las dificultades económicas que enfrenta su familia.

Pese a eso, decidió participar del Grupo de Ahorro “Jóvenes Emprendedores” y asegura que además de emprender una iniciativa productiva ha logrado superar sus temores e inseguridades.   “Nos llevamos bien y pensamos en nuevas ideas para poder crecer como grupo, haciendo ventas. Como jóvenes nos evitamos los malos pasos y queremos crecer”, acotó.

Los jóvenes han recibido capacitación técnica enfocada en desarrollar capacidades   para poder iniciar el emprendimiento en equipo. Fernando relata que uno de sus retos más difí­ciles ha sido iniciar una granja de pollos, no obstante,  tiene claro que desea emprender el negocio para encontrar nuevas oportunidades y poder aportar económicamente a su familia.

Según el director de OXFAM en El Salvador, Iván Morales,  el Proyecto Ahorro Comunitario contribuye a reducir la vulnerabilidad social y económica en zonas rurales de El Salvador y Guatemala.

Hasta julio de 2016 se contabilizaban 170 grupos de ahorro comunitario, en el caso de El Salvador.  En estos  participan alrededor de 3,000 niñas, niños, jóvenes. Entre los departamentos salvadoreños  donde se implementa la iniciativa destacan La Libertad, Chalatenango y Ahuachapán.

En las áreas rurales  las personas tienden a adquirir un préstamo a través de sus familiares o prestamistas cuando tienen alguna emergencia y pocas veces destinan un ahorro para actividades productivas o emprendimientos por lo que fomentar la cultura de ahorro, brinda una nueva perspectiva a la población, más allá de atender sus necesidades básicas.

El impacto del ahorro

Los grupos de grupos de ahorro tienen un gran atractivo ya que contribuyen a sacar a la gente de la pobreza y también a mantenerla fuera de esta.  La mayor bondad del Proyecto Ahorro Comunitario de Niños, Niñas y Jóvenes, es que está rompiendo el mito de que las personas en condición de pobreza no pueden ahorrar y este tipo de iniciativas tuvieron su origen en África, en paí­ses como Senegal, Mali o Camboya, donde OXFAM  recogió esa experiencia de conformar grupos de ahorro y autoayuda.

Otra de las caracterí­sticas es que  los grupos de ahorro son mucho más pequeños que las cooperativas y permiten que sus miembros se reúnan cada una o dos semanas para ahorrar, aprobar préstamos y recolectar pagos.

Pero  hay otro impacto más allá de la inclusión financiera, con miras al futuro y considerando que la mayorí­a de población en el paí­s es femenina, si se implementa junto a otros componentes se puede favorecer  el empoderamiento de las mujeres, el fomento de su participación social y comunitaria así­ como su concientización sobre la justicia de género, la violencia contra las mujeres y los derechos humanos.

La experiencia demuestra que los grupos de ahorro pueden apalancar la creación de capital social, el empoderamiento comunitario y de las mujeres y el desarrollo económico y social.

La iniciativa ha permitido también un incremento importante de las mujeres y jóvenes en distintos espacios de participación, ganando espacios en los Consejos Comunitarios y Municipales de Desarrollo, desde donde se conectan entre sí­, con un nivel de organización comunitaria que antes no tení­an.

spot_imgspot_img

También te puede interesar

spot_img

Últimas noticias