spot_img
spot_img
miércoles, 12 de mayo del 2021

Reportan disminución en el volumen de remesas a consecuencia de la pandemia

FLACSO indicó que en la mayoría de los municipios de El Salvador se han registrado este problema, a consecuencia de la pandemia del coronavirus.

spot_imgspot_img

La Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (FLACSO) informó que El Salvador resintió en los primeros cuatro meses de este año, la diminución del volumen de las remesas con respecto al de 2019.

FLACSO indicó que en la mayoría de los municipios de El Salvador se han registrado este problema, a consecuencia de la pandemia del coronavirus.

La institución indicó que el envío de remesas incide en las variables microeconómicas y macroeconómicas del país. Para la mayoría de familias salvadoreñas receptoras, las remesas ayudan a solventar la necesidad de sobrevivencia y a mejorar su calidad de vida.

Según la DIGESTYC, 9 de cada 10 dólares que se reciben en remesas en el país se destinan a consumo. Solo el 2.14 % de los receptores a escala nacional afirma ahorrar ese ingreso mensual.

El 16 de junio se celebra el Día Internacional de las Remesas Familiares. La celebración está orientada a reconocer la contribución financiera de los trabajadores migrantes al bienestar de sus familias en sus lugares de origen y al desarrollo de sus países.

En 2020, la pandemia global traerá efectos negativos en el flujo de remesas. El COVID-19 ha provocado una explosión en la tasa de desempleo en Estados Unidos que alcanzó 13,3% en mayo, una cifra que aumenta a 17,2% entre la población de origen latinoamericano, según cifras oficiales.

Este trabajo, coincide con el realizado por el Banco Central de Reserva (BCR) que indicó que las remesas familiares recibidas por El Salvador totalizaron $2 mil 15 millones de enero a mayo de 2020; $264.5 millones menos, comparado con el mismo período de 2019.

En mayo de 2020, el ingreso de remesas fue de $414.3 millones, reflejando un descenso de $91.2 millones, comparado con mayo del año anterior.

Sin embargo, al contrastar con el mes de abril la cifra es alentadora al registrar un 44 % de incremento. En abril, las remesas familiares registraron un descenso del 40 %, al sumar $287.3 millones.

El Banco Central explicó que “en abril la economía estadounidense se convirtió en el centro de la pandemia por COVID-19, es en ese mes cuando se experimentaron los mayores efectos por la paralización de las actividades económicas y un mayor nivel de desempleo incluso que el observado en la crisis de 2008-2009”.

A mayo, las remesas familiares originarias de Estados Unidos acumularon $1,928.1 millones, una reducción de $235.9 millones. “Ese resultado se debe a que el 95.7 % de las remesas proviene de este país norteamericano y que su situación económica incide de manera significativa sobre los ingresos de remesas de El Salvador”, dijo.

“Otros países de los cuales se reciben remesas son Canadá, España e Italia, donde se observa una tendencia negativa en 2020 pero con signos de recuperación para el mes de mayo, situación que se adjudica al desconfinamiento y reinicio de actividades productivas”, agregó.

spot_imgspot_img

También te puede interesar

spot_img

Últimas noticias