spot_imgspot_img
spot_imgspot_img
miércoles, 28 de julio del 2021

Tutela Legal llama a acelerar el proceso jurí­dico para el ahora Santo Oscar Romero

La entidad querellante exige que el proceso sea transparente para garantizar la justicia y la reparación de las ví­ctimas

spot_img

El Juzgado Cuarto de Instrucción de San Salvador, avaló en marzo pasado la petición de la Fiscalí­a General de la República (FGR), sobre acudir a instancias internacionales como la Organización de Naciones Unidas (ONU), embajadas y universidades estadounidenses, con el objetivo de esclarecer el caso del asesinato de san Óscar Arnulfo Romero, registrado el pasado cuatro de marzo de 1980.

Sin embargo, Alejandro Dí­az Gómez, abogado querellante del caso en representación de la Asociación de Derechos Humanos Tutela Legal “Dra. Marí­a Julia Hernández”, manifestó en una entrevista para ContraPunto su inconformidad con dicha resolución, debido a la lentitud y  a las “actuaciones obscuras” que ha tenido el Ministerio Público en este proceso, aunque reconoció que el caso podrí­a terminar en una reivindicación de Romero y de la sociedad salvadoreña en cuanto a justicia sobre ese magnicidio.

¿Podrí­a explicarme como se ha desarrollado el proceso de reapertura del magnicidio de San Romero?

Tutela Legal en 2017 solicitó la reapertura, el 23 de marzo se presentaron escritos y documentos relativos al magnicidio de Monseñor Romero, con esa reapertura ya se solicitaba esa serie de documentos internacionales y también se solicitaba la participación de expertos como peritos del caso; es una serie de solicitudes que Tutela Legal hizo en marzo de 2017 y en mayo de ese mismo año se dio la resolución de apertura y empezó el caso del magnicidio a avanzar en el Juzgado Cuarto de Instrucción.

La mayorí­a de estas solicitudes ya los habí­an realizado los abogados de Tutela Legal como acusadores particulares, en relación a fechas importantes (“¦) como el año  2004, donde se condena a Álvaro Sarabia, civilmente a pagar 10 millones de dólares. También se habí­a solicitado certificación de la Comisión de la Verdad en relación a Monseñor Romero, sin descartar todo el informe que deberí­a ser traí­do al paí­s porque tienen una gran cantidad de información de laa investigaciones que hizo la Comisión. Estas diligencias, así­ como la ubicación de testigos, pero principalmente la ubicación de otros responsables se habí­a pedido en 2018 al juzgado.

¿Que opina la de la decisión del Juzgado sobre avalar que la FGR busque apoyo internacional en el caso del asesinato de Monseñor Romero?

No estoy muy de acuerdo en que una parte del juicio se derivara sólo a la Fiscalí­a, porque Fiscalí­a General siempre ha tenido durante este caso actuaciones no muy claras y obscuras para que el proceso de San Romero no avanzara; esperábamos que el juzgado llevara el proceso completo. Esto lo digo porque(“¦) ya hay órdenes de captura contra Álvaro Saravia, pero ha derivado la autorí­a intelectual y material de otros posibles autores, son muchos ya conocidos como Roberto D”™Aubuisson y otras personas que se mencionan, ha derivado a que Fiscalí­a se encargue de esa investigación y sentimos que va un poco lento. Pero tampoco desconocemos la intención o el avance que hay, en cuanto a que se está tratando de que el caso sea diferente al proceso de los años 80 que no iba encaminado a encontrar la verdad ni la justicia y menos a los autores intelectuales y materiales, sino a esconder.

¿Qué esperan ustedes de la traí­da a El Salvador de la información de los organismos internacionales, por ejemplo, el Informe completo de la Comisión de la Verdad sobre el caso Romero?

Esperarí­amos el apoyo de todas las instituciones del Estado, tiene que ver mucho Cancillerí­a, el Ministerio de Defensa en cuanto a proporcionar documentos de estos militares, sobre los posibles autores que nosotros los señalamos, tiene que ser un trabajo efectivo. Lo que buscamos es que no se vaya a politizar y vaya a resultar en que el caso se vuelve a detener cuando se llega a tocar personas con poder polí­tico y económico del paí­s que todaví­a están en esta esfera o que no se quiere entregar documentación.

¿Cuáles serí­an las implicaciones para el paí­s en términos de realizar un proceso para llegar a la verdad  y a la justicia sobre el caso de San Romero?

La importancia es que se reivindique históricamente, se reivindique de la forma en que el caso en los años 80 se hicieron todas las artimañas, las acciones necesarias para que no se llegara a los autores materiales, intelectuales y los financistas de un terrorismo de Estados que se dio en esos años de la persecución a miembros de la iglesia y de la población civil. Especialmente porque se asesinó al principal defensor de los Derechos Humanos. Esto debe de reivindicarse, esa es la importancia de rescatar la memoria histórica de este y los demás casos que se dieron dentro de lo que se cataloga como crimenes de lesa humanidad. Actualmente el caso de San Romero ya está señalado como crimen de lesa humanidad. Desde marzo de 2017 que Tutela Legal ha insistido en la  incorporación de documentación e investigación de otros involucrados (“¦) para que el Juzgado, dentro de sus facultades, sigan estas investigaciones y lo acompañen Fiscalí­a y otras instituciones, para que se dé un proceso históricamente transparente para que se llegue a la justicia y reparar a la familia, a la iglesia y especialmente a la sociedad salvadoreña que ha vivido bajo esta impunidad tantos años.

 

spot_img

También te puede interesar

J Medina / JJ Dalton
Redactores de ContraPunto
spot_img

Últimas noticias