spot_img
spot_img
jueves, 13 de mayo del 2021

Suiza niega libertad a exjefe policial guatemalteco

El exjefe de la Policí­a Nacional Civil de Guatemala fue condenado por haber asesinado extrajudicialmente a 10 personas

spot_imgspot_img

El Tribunal Federal suizo, máxima instancia judicial de este paí­s, rechazó un recurso del doble nacional suizo-guatemalteco Erwin Sperisen para obtener su liberación. Sperisen fue condenado en Ginebra a cadena perpetua en 2015 por 10 asesinatos cometidos hace una década, cuando dirigí­a la Policí­a Nacional Civil de Guatemala.

Los abogados del exjefe policial fundamentaron su apelación en virtud de la absolución en Madrid de Carlos Vieldman, el 15 de marzo pasado, exministro de gobernación de Guatemala (2004-2007). Otro relacionado con el caso también fue liberado: Javier Figueroa, uno de los subordinados de Sperisen, que fue absuelto en Austria en 2013, lo cual desmentirí­a “la supuesta organización criminal paraestatal” a la que habrí­an pertenecido los tres ex funcionarios.

Los letrados agregaron en conferencia de prensa el 31 de mayo pasado que aguardando una decisión definitiva del Tribunal Federal sobre la condena a cadena perpetua apelada “desde hace 22 meses”, correspondí­a la “liberación inmediata” de Sperisen, cuya detención preventiva “es de casi 5 años”. También estimaron que el régimen de aislamiento impuesto, constituye un “tratamiento inhumano y degradante”, y que en consecuencia la detención se ha convertido en “arbitraria”.

“El enjuiciamiento español de Vielman no cuestiona la condenación y la responsabilidad de Sperisen, en la medida que el rol de ambos era totalmente diferente durante la operación para retomar el control de la prisión de Pavón”, en 2006, donde se perpetraron 7 de los 10 homicidios atribuidos a Sperisen (los otros tres fueron asesinatos a reos que se habrí­an fugado de la cárcel “El Infiernito” en 2005), explicó Henri Della Casa, portavoz de la fiscalí­a de Ginebra.

El Tribunal Federal complementa ahora que “mantener en detención (a Sperisen) reposa en í­ndices de culpabilidad suficientes”, que existe “riesgo de fuga” si se lo liberara durante el trámite de la sentencia definitiva, cuya complejidad requiere el análisis de abundante documentación, incluyendo textos en español, resolviendo que no se han violado los principios de celeridad y proporcionalidad.

En la condena contra Sperisen, la corte de Ginebra considero creí­bles las pruebas, aportadas por la Comisión Internacional contra la impunidad en Guatemala (CICIG) establecida por Naciones Unidas y el gobierno de Guatemala, y recogió las conclusiones del entonces Relator Especial de la ONU contra las ejecuciones extrajudiciales, Philippe Alston, quien en 2007 presentó un informe donde denunció operaciones de “limpieza social” en Guatemala.

spot_imgspot_img

También te puede interesar

spot_img

Últimas noticias