spot_img
spot_img

¿Qué es transmedia? 

¡Sigue nuestras redes sociales!

La Saga Millennium, inicialmente, fue concebida por su autor como una crítica a la violencia contra la mujer y la corrupción empresarial y gubernamental en un país en el que el estado de bienestar parece empezar a tambalearse

spot_img

Por Christian Zárate  

En este artículo presentaremos el significado de las narrativas transmedia (NT), esto es una historia que cuya base argumental puede ser contada en un largometraje y expandirse en otros medios y plataformas como la televisión, radio, libros, comics, videos juegos, web. Pudiéndose hacer tangible gracias al desarrollo de productos y bienes de consumo relacionados o creados específicamente en torno a la misma. Este desarrollo de la historia puede permitir diversos fines y una co-creación gracias a la participación activa de sus consumidores y las estrellas que en ella participen. Eso sí, cada plataforma debe ser lo suficientemente autónoma para permitir un consumo autónomo y una entidad propia comunicativa. 

A partir de estas líneas, vamos a desglosar un ejemplo de narrativas transmedia de género literario con la trilogía Millennium. Esta galardonada serie sueca de novela negra se compone de tres obras: “Los hombres que no amaban a las mujeres”, “La chica que soñaba con una cerilla y un bidón de gasolina” y “La reina en el palacio de las corrientes de aire” que han sido leídas por más de 13 millones de lectores. 

La Saga Millennium, inicialmente, fue concebida por su autor como una crítica a la violencia contra la mujer y la corrupción empresarial y gubernamental en un país en el que el estado de bienestar parece empezar a tambalearse. 

La trilogía, desde la publicación de la primera novela fue un éxito mundial. A raíz de todo esto se han producido diversos productos Transmedia y Croos Media: cuatro películas, series de televisión, comics, audiolibro, app, audiolibro CD, parodias, redes sociales entre otras cosas. 

La primera adaptación al cine de la Saga Millennium fue una coproducción sueca y danesa. El 27 de febrero de 2009 fue el estreno oficial de la primera entrega “Män som hatar kvinnor” (Conocida en castellano como Los hombres que no amaban a las mujeres) dirigida por Niels Arden Oplev. Del gran éxito de esta entrega se decidió rodar la segunda “Flickan som lekte med elden” (Conocida en castellano como La chica que soñaba con una cerilla y un bidón de gasolina); película estrenada el 18 de septiembre de 2009 y dirigida por Daniel Alfredson. Este mismo director volvió a dirigir la tercera entrega “Luftslottet som sprängdes” (Conocida en castellano como La Reina en el palacio de las corrientes de aire) que fue estrenada ese mismo año. 

La versión norteamiericana de la primera novela “The Girl with the Dragon Tattoo” estrenada en diciembre del 2011; dirigida por David Fincher y protagonizada por Rooney Mara y Daniel Craig. 

Después de las películas se emitió la serie de televisión en Suecia. Introdujeron las narrativas transmedia con la extensión de personajes que no intervinieron en el cine. Emitida en forma de miniserie (televisión) y compuesta por seis capítulos de noventa minutos de duración. 

En 2013 llegó la publicación del comic oficial de la Saga literaria Millennium por el grupo Platena Agostini, que es una adaptación del primer libro de la trilogía “Los hombres que no amaban a las mujeres”. La segunda entrega corresponde “La chica que soñaba con una cerilla y un bidón de gasolina” y se publico en el 2014. 

Además de los vídeos promocionales de las películas, tráiler, teasers y similares, podemos encontrar vídeos elaborados por los propios usuarios que hacen una crítica personal de las películas o de las novelas, o bien narran la trama de las historias. Una de las características de las NT que los prosumidores (usuarios) con sus aportaciones (generación de contenidos) ayudan a la construcción del mundo narrativo de la historia. 

También se ha crearon los perfiles en Facebook y Twitter de Lisbeth Salander, la perturbadora y transgresora protagonista de la serie que, pese a ser un personaje ficticio, interactuaba con los usuarios y comenta ciertas ideas o pistas de la trilogía. Y hace una referencia del hashtag #Millennium 4 Desde estos perfiles se llevó a cabo un concurso consistente en la realización de un relato, contado de forma original, sobre alguna experiencia personal, relacionada con las vivencias de los personajes de la serie, que hubiera marcado a los usuarios. Es decir, los prosumidores participaron creativamente en la generación de los contenidos (NT) ampliando y profundizando el argumento original de la trilogía. 

Una marca de ropa, lanzó un concurso con motivo del estreno de una de las películas de la trilogía literaria Millennium,  vía Twitter, a partir de los comentarios escritos con el hastag #LosHombresQueNoAmabanALasMujeres. Aquí debemos de mencionar que las marcas se hacen participes de las NT para captar la atención del público. 

No sólo se explotarse contenidos en las NT, también puede explotarse la dimensión más afectiva y experiencial. Por ejemplo, se desarrolló la “Experiencia Millennium”, que consistía en alojarse en el mismo hotel de Estocolmo en el que lo hacían los  protagonistas de las novelas y, además, incluía una visita a la cafetería “Mellqvist Kaffebar” así como otros lugares frecuentados por Mikael y Lisbeth en los libros. 

De igual manera se hizo una especie de Croos Media de la trilogía literaria Millennium en  audiolibro CD, audiolibro App, DVD´s y CD´s; contando la misma historia en diferentes plataformas. 

La clave del éxito de las narrativas transmedia es la generación de contenido por los usuarios (UGC). Hasta el momento los fans de Millennium han generado un sinfín de contenidos. Los usuarios han hecho diversos foros y blogs en los que se hablan del universo Millenium, tanto de las novelas originales como de las adaptaciones cinematográficas, y de cualquier noticia o evento relacionado con el tema. Se puede encontrar en YouTube diferentes videos de humor, generados por los prosumidores de la trilogía. 

¿Qué reflexiones se pueden realizar de las narrativas transmedia y sus diferentes lenguajes y plataformas de comunicación a partir de este caso? 

En primer lugar, el internet y las tecnologías han permitido la generación de una audiencia activa en los diferentes medios y plataformas capaces de generar contenidos. 

En segundo lugar, el prosumidor tiene una nueva manera de ver e interactuar con los contenidos que le ofrecen los medios o plataformas hasta llegar a lograr un complemento, que se constituye un factor clave de éxito, como en este caso de Millennium. 

En tercer lugar, las narrativas transmedia han permitido una construcción de un mundo narrativo paralelo a la ficción. 

Así, me atrevo a proponer, que los proyectos más exitosos serán aquellos que, sean conscientes del cambio estructural de las nuevas comunicaciones de una manera más ágil, enriquecedora y dinámicamente posible. 

¡Hola! Nos gustaría seguirle informando

Regístrese para recibir lo último en noticias, a través de su correo electrónico.

Puedes cancelar tu suscripción en cualquier momento.

Christian Zárate
Christian Zárate
Periodista, académico y artista salvadoreño. Colaborador y columnista de ContraPunto

El contenido de este artículo no refleja necesariamente la postura de ContraPunto. Es la opinión exclusiva de su autor.

spot_img

También te puede interesar

spot_img

Últimas noticias