spot_img
spot_img
lunes, 17 de mayo del 2021

Ortiz: no tengo negocios con “Chepe Diablo”

Calificó de "maliciosa" la información publicada que lo vincula a un capo internacional de la droga, según Estados Unidos

spot_imgspot_img

Luego de que se le acusara de tener nexos con un presunto narco, el vicepresidente de la República, Óscar Ortiz, negó tener dichos ví­nculos comerciales con José Adán Salazar Umaña, alias Chepe Diablo, y con la empresa inmobiliaria Desarrollos Montecristo S.A. de C.V, y aseveró que dicha empresa no generó ningún tipo de actividad, que nunca estuvo activa, y que a la fecha permanece inactiva.

“En el año 2000 inicié en una sociedad con un amigo (Rogelio Cervantes) que era el responsable de Desarrollos Montecristo. Después me metí­ de alcalde, y luego vino el terremoto. El responsable quedó de hacer planes para ver si funcionaba pero eso no dio, y entre él y Salazar Umaña no se pusieron de acuerdo, y se desactivó esa sociedad. Nunca estuvo activa. Nunca funcionó ni generó algún tipo de actividad”, dijo el vicepresidente en una entrevista en canal 21.

En la investigación que reveló el periódico El Faro se cita el libro de poderes número 776, archivado en el Registro de Comercio del (CNR) en donde Ortiz y Rogelio Cervantes otorgaban poder a Salazar Umaña para actuar en nombre de la sociedad, y según la investigación, ese poder continúa vigente.

Ese medio también le consultó a Ortiz sobre su relación comercial con Salazar Umaña, a lo que respondió: “¿Acaso lo han condenado?”, preguntó Ortiz. “¿Qué tiene de ilegal eso, pues? ¿Tenés alguna cuestión ilegal?”

Ortiz admitió conocer a Salazar Umaña pero dijo que no lo ve hace muchos años. También dijo que ha evitado señalar a personas porque son ellos los que deben tener la capacidad de defenderse y aclarar si son o no culpables de algo, esto, con respecto a que su supuesto socio es acusado de ser uno de los lí­deres del Cártel de Texis, grupo señalado por narcotrafí­co del noroccidente salvadoreño.

“Esto es algo de pasó hace 16 años por lo tanto no tiene absolutamente nada que ver ni con mi labor, ni con mi cargo, y tampoco tiene absolutamente nada que ver con asuntos que riñan con lo legal. No tengo ninguna relación comercial con Adán Salazar Umaña”, sentenció Ortiz.

El vicemandatario calificó de “maliciosa” la información publicada que lo vincula con Salazar Umañana, tipificado por los Estados Unidos como un capo internacional de la droga, y dijo que se trata de una campaña en contra de su imagen y trayectoria polí­tica.

“Creo que es una campaña orquestada por un grupo de personas sobre un tema que le han querido dar una dimensión que no tiene, y han querido relacionar hechos del año 2000, quince o dieciséis años después con una persona con quien tengo años de no tener ningún tipo de cercaní­a”, sostuvo Ortiz, y añadió: “el periódico El Faro miente”.

Sobre este tema, Ortiz expresó que cualquier duda que las instancias correspondientes tengan, está abierto a aclarar el caso y dejar que la institucionalidad funcione.

Panamá Papers

Sobre este caso en donde se han mencionado a polí­ticos y empresarios salvadoreños, el vicepresidente sugiere que sea la Fiscalí­a General de la República (FGR) y la Superintendencia del Sistema Financiero quienes comprueben a través de un proceso, si la firma panameña Mossack Fonseca ha sido utilizada o no con fines ilí­citos desde El Salvador. 

Ortiz fue claro al establecer que no es correcto "satanizar" esa plataforma panameña pues no todos los mencionados tiene actividades ilí­citas en ella.

spot_imgspot_img

También te puede interesar

spot_img

Últimas noticias