spot_img
spot_img
viernes, 07 de mayo del 2021

Ministro de Hacienda insiste en aprobar pronto el Presupuesto

Según el titular responsable de las finanzas públicas del Estado, con ello se estaría enviando un mensaje positivo a los mercados e inversionistas internacionales.

spot_imgspot_img

El ministro de Hacienda Nelson Fuentes, insistió una vez más en la necesidad de que los diputados aprueben el plan de gastos estatal 2020 antes que finalice el año, para enviar un mensaje positivo a los inversionistas.

El presupuesto asciende a $6,426 millones, pero necesita deuda para financiarse, por un monto de $755.9 millones.

Fuentes reconoce que el presupuesto está con una necesidad de financiamiento. "He tratado de escuchar todas las posiciones que dan los partidos políticos, economistas, los que hablan del Presupuesto, y siento que no están leyendo la Ley de Responsabilidad Fiscal", acotó.

Un comentario que podría no ser muy exacto por parte del funcionario, porque precisamente los legisladores no dan aval al proyecto porque a juicio de ellos, es el ministro de Hacienda quien no quiere que se cumpla con la ley, por presentar un plan de gastos desfinanciado y con unos rubros presupuestarios inconsistentes.

Para el funcionario del Ejecutivo, las finanzas públicas se mantienen consolidadas, son estables, pero cualquier riesgo o desastre, puede afectarlas. “Si se aprueba el  Presupuesto a tiempo, creemos que es posible que haya una modificación de las calificadoras de riesgo".


No obstante, está de acuerdo en que es positivo que el  proyecto de gastos  sea observado, porque eso es sinónimo de transparencia. “Cada vez más la sociedad tiene que estar más informada del ejercicio público", aclaró.

Hasta octubre de 2019 la deuda de Letras del Tesoro (LETES) alcanzaba los $960 millones, pero si el presupuesto estuviera financiado no habría necesidad de echar mano de ese recurso, según el ministro.

Las LETES (Letras del Tesoro Nacional), son instrumentos de deuda de corto plazo en dólares. Su nivel de riesgo es uno de los más bajos del mercado, ya que son emitidas por el Tesoro Nacional. Es una buena alternativa de inversión para quienes buscan invertir sus ahorros en dólares.

Pero a los diputados eso no los convence en nada. Incluso, cuestionan al Ejecutivo por no combatir la evasión y la elusión.

“En cuanto a reducir la evasión fiscal, tenemos algunas medidas, por ejemplo: facturación electrónica, trazabilidad fiscal y brindar herramientas a las pequeñas y medianas empresas para que puedan registrar sus ingresos y gastos", explicó.

Al ministro de Hacienda, se le olvida, que ellos no han presentado al Palacio Legislativo, el anteproyecto de facturación electrónica. A pesar que se aprobó la Ley de Comercio Electrónico, su vigencia se postergó por un año (Vagatio legis). En derecho civil este término se denomina al período que transcurre desde la publicación de una ley hasta su entrada en vigor.

Pero al ministro Fuentes se le pasa por alto que solo en evasión al IVA tienen pérdidas por $500 millones al año. Por evasión al Impuesto sobre la Renta, según datos de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), ronda los $700 millones anualmente.

Por si fuera poco, si bien no hay datos de elusión (consiste en el uso de mecanismos legales para reducir o evitar el pago de impuestos), los gastos tributarios que no son más que las exoneraciones, exenciones e impuestos fiscales que el Estado de manera legal renuncia a recaudar, asciende a $900 millones al año.

Frente a este panorama, quedan más dudas que respuestas claras por parte de Hacienda. Pero como dice una vieja frase “No hay peor lucha que la que no se hace”, Fuentes prefiere afirmar que “los subsidios están garantizados: transporte, gas propano y electricidad", algo que los parlamentarios ya detectaron y tienen otra visión de lo que dice el funcionario.


Ya el Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales (ICEFI), cuando fue invitado esta semana a la Comisión de Hacienda de la Asamblea, hizo 12 consideraciones; entre ellas, que por el lado de los ingresos se debe aumentar la meta de la recaudación del Impuesto sobre la Renta, de personas naturales asalariadas, tomando en cuenta el escenario macroeconómico, este incremento debería ser de alrededor de $40 millones.

En términos generales, ni ARENA ni el FMLN están convencidos de las “bondades” que plantea el Ejecutivo en el plan de gastos 2020 e incluso, a medida que reciben a los funcionarios en el seno de la instancia legislativa, crecen más las dudas de tener en sus manos un presupuesto transparente.

spot_imgspot_img

También te puede interesar

spot_img

Últimas noticias