spot_img
spot_img
sábado, 08 de mayo del 2021

La vorágine de la violencia en El Salvador

El presidente Salvador Sánchez Cerén aseguró que las medidas extraordinarias están dando "resultados significativos"

spot_imgspot_img

El fin de semana ha enlutado nuevamente a varias familias salvadoreñas, en menos de 24 horas han resultado asesinados al menos siete  pandilleros en enfrentamientos policiales y se ha registrado la baja de un soldado destacado en la Brigada Especial de la Fuerza Armada, en el municipio de El Congo, Santa Ana. Se presume ví­ctima de ataque armado.

El Presidente de la República, Salvador Sánchez Cerén, aseguró el pasado sábado durante el Festival para el Buen Vivir en el municipio de Tecoluca,  que el Gobierno continúa trabajando para disminuir los niveles de violencia, acciones que -en el marco de las medidas extraordinarias- están dando “resultados significativos”.

 “A través de las medidas extraordinarias que hemos estado implementando, yo les quiero informar que nuestra Fuerza Armada ha decomisado en lo que va del año alrededor de 9 mil kilos de cocaí­na”, siendo El Salvador “el paí­s que más ha decomisado” esta droga.

 Según el mandatario, con las medidas extraordinarias también  se ha logrado “en lo que va del año disminuir los homicidios en más de mil”, registrándose   un promedio de 11 asesinatos diarios.

 “El paí­s está actuando para garantizar tranquilidad, para garantizar seguridad a la población”, dijo el estadista. No obstante, admitió que la seguridad es uno de los desafí­os más difí­ciles del paí­s, pero como Gobierno hay  “voluntad y  valentí­a para enfrentar y combatir al crimen”.

A la fecha, un total de 41 miembros de la Policí­a Nacional Civil (PNC) han muerto a manos de pandilleros, quienes atacan a los agentes en su dí­a de descanso, en emboscadas y operativos. Además 20 militares se suman a la lista de homicidios.

LEA TAMBIEN: Amenazas de pandillas ¿una guerra escalonada?

De enero a octubre de este año, la PNC reporta un total de 474 pandilleros muertos en 520 enfrentamientos armados.

Durante los últimos dí­as, agentes policiales se han pronunciado ante la situación grave de violencia, recientemente el Movimiento de trabajadores de la Policí­a (MTP) calificó los atentados hacia el personal de la institución como “ataques cobardes” por parte de pandillas.

“Los policí­as están realizando un trabajo de sacrificio, de entrega y no es posible que estas personas inescrupulosas estén asesinando a nuestros compañeros (“¦) es por esta situación que agentes están renunciando a la institución”, dijo el secretario.

El Salvador se ha perfilado como  uno de los paí­ses más peligrosos del mundo, con una tasa de homicidios en 2015 de 104 por cada 100 mil habitantes, para pocas semanas para terminar el año  el panorama no vislumbra un cambio considerando que los constantes enfrentamientos entre pandillas y policí­as parecen perpetuar un ambiente se incertidumbre para toda la población.   

spot_imgspot_img

También te puede interesar

spot_img

Últimas noticias