spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
viernes, 03 de diciembre del 2021

Grabados originales de Picasso fueron tema central de ponencia

spot_img

La Dirección Nacional de Museos y Salas de Exposición presentó una ponencia dedicada a la serie de grabados originales de Pablo Picasso “El entierro del conde de Orgaz”, la tarde del 14 de octubre, en la Sala Nacional de Exposiciones Salarrué.

La tarde académica estuvo a cargo de la doctora Astrid Bahamond, historiadora de arte que funge como directora de Museos y Salas de Exposición.

“Su trascendencia lo convierte en uno de los más grandes creadores y genios de la humanidad por su legado artístico. En ese sentido, es un privilegio opinar acerca de su obra visual”, dijo la doctora.

La serie “El entierro del conde de Orgaz” comprende 13 grabados originales de Pablo Picasso inspirados en el cuadro manierista homónimo (1587) de El Greco, artista de origen griego radicado en Toledo.

Picasso tomó la pintura original y la deconstruyó de acuerdo con su propio punto de vista, descrito por la especialista como revelador, irreverente y crítico.

Asimismo, la ponencia abordó los periodos artísticos más representativos de Picasso, comenzando por el periodo azul (1901-1904), en el cual predominaron colores fríos e imágenes con personajes nostálgicos y tristes.

Luego, siguió el periodo rosa (1904-1907), un lapso figurativo en el que el artista usó colores pastel y tomó a las artes circenses como elemento central en el contenido de sus obras.

“Es importantísimo el periodo rosa, ya que inclina su atención hacia los seres menos privilegiados de la sociedad”, declaró la doctora Bahamond.

Después surge el periodo africano (1907-1909), que fue su transición hacia el cubismo, ya que comenzó a trazar una estilización en sentido geométrico, iconográficamente hablando, detalló la especialista.

“Puso en protagonismo a personas consideradas marginales, como también a la raza y cultura africanas, que no habían sido reivindicadas por ningún otro artista occidental”, dijo la ponente sobre las obras de este momento, que se inspiraron en el arte africano.

El último periodo abordado fue el cubismo, que se dividió en dos etapas. La primera de ellas, el cubismo analítico (1907-1914), en la cual las formas pretendían superar las ideas del impresionismo y las obras denotaban la tridimensionalidad de cada imagen existente en el mundo.

La segunda etapa fue el cubismo sintético (1912-1919), en la cual Picasso sintetizó las formas. Utilizó la técnica del collage, el uso de componentes elementales y colores planos para presentar su contenido.

La ponencia fue la primera de una serie de actividades a realizar en torno a la exhibición de grabados originales de Pablo Picasso, que estará presente en la Sala Nacional de Exposiciones Salarrué hasta el 12 de diciembre.

spot_img

También te puede interesar

spot_img

Últimas noticias