spot_img
spot_img
jueves, 28 de octubre del 2021

Diputado Reyes abandonado por su propia fracción

Los elogios no sirven para nada cuando no se concretizan en hechos, Y eso fue lo que pasó con la iniciativa del diputado David Reyes, a quien sus colegas lo felicitaron por su propuesta de condicionar el subsidio a los buseros, pero al final, no lo apoyaron y lo dejaron solo.

spot_img

Una vez más, los empresarios del transporte público de pasajeros, doblegaron a la Asamblea Legislativa, tal como lo han venido haciendo desde el 2008, cuando entró en vigencia la Ley Transitoria para la Entrega de la Compensación Económica y Estabilización de las Tarifas del Servicio Público de Transporte.

Los empresarios que forman parte de la Mesa Nacional de Transporte, desde temprano llegaron a la Asamblea, para ser “simples” espectadores de la continuación de la plenaria, que el presidente del Palacio Legislativo dejó en receso desde el viernes.

René Velasco, de la Mesa de Transporte, fue claro y dijo que ellos estaban interesados en la prórroga por un año para mantener la tarifa estable y no afectar el bolsillo de los usuarios.

“Nosotros hemos solicitado un año y a eso venimos, a escuchar las deliberaciones de los legisladores. Además la Ley Transitoria ya tiene condiciones como trabajar 21 días al mes, no desviarse de la ruta, así que apelamos a los señores diputados para que nos aprueben el subsidio por el tiempo que ya está fijado.

Velasco no dudó en decir que se reunieron con los grupos parlamentarios a quienes les expusieron sus puntos de vista y quieren abordar el tema de manera integral.

El empresario explicó que confía en que puedan lograr entendimientos con el Gobierno para mejorar el servicio que reconocen, adolece de deficiencias, pero que pueden ser solucionadas si se hacen de manera paulatina.

Y como si se tratara de un presagio, ese mismo viernes, el diputado de Alianza Republicana Nacionalista (ARENA), David Reyes, escribió en su cuenta de Twitter: “No hay prórroga del subsidio, el receso lo dan para ganar tiempo ya que teníamos los votos listos para condicionar la entrega del mismo. Es importante aclarar al pueblo salvadoreño que  #SinCondicionNoHaySubsidio.

La plenaria, que había sido convocada a las 9 de la mañana, inició casi a las 10:30 por falta de quorum. Una vez comenzada, se leyó el dictamen favorable de la Comisión de Hacienda sobre la prórroga del subsidio, que quedó en seis meses, finalizando el 30 de junio de 2020. En ese lapso, los buseros y microbuseros deberán comenzar a dar señales de querer adaptarse a los cambios que el diputado Reyes presentó en su iniciativa y que, cuenta con el apoyo del Ministerio de Obras Públicas (MOP) y del Viceministerio de Transporte (VMT).

No solo eso. También el Gobierno se comprometió a través de Obras Públicas a presentar reformas a la Ley de Transporte para hacer efectivos los requisitos que se le exigirán a los transportistas.

Por casi tres horas, al menos 30 diputados pidieron la palabra para dar su opinión sobre el subsidio al transporte público; tres horas de repetir y escuchar lo mismo; tres horas en donde ya se había tomado una decisión previamente.

Incluso, la fracción de ARENA, se reunió de emergencia en el Salón de los Constituyentes en el Salón Azul, a puerta cerrada y sin acceso a los medios. Era evidente que este partido estaba dividido sobre cuál sería su postura en el pleno. A Reyes se le percibió en el rostro que las cosas no iban a salir como esperaba.

El mismo Guadalupe Vásquez, presidente de la Comisión de Hacienda y diputado de Gran Alianza por la Unidad Nacional (GANA), dijo: “Ahorita ARENA se encuentra deliberando porque están completamente divididos; un grupo quiere solo la prórroga del subsidio y otros las reformas. La verdad que nadie los entiende; por nuestra parte vamos a hacer lo que le conviene al pueblo”, señaló.

Insistió que seis meses son suficientes para que el Gobierno presente reformas a la ley y ya no haya necesidad de estar prorrogando todos los años la compensación económica a los empresarios del transporte público.

Ya en el pleno, comenzaron a pedir la palabra los legisladores y el primero en hacerlo fue el diputado Reyes, impulsor de la iniciativa.

Aclaró que inicialmente se iba a votar por unas reformas a la Ley Transitoria de Compensación Económica, para condicionar la entrega del subsidio, pero al final se aprobó primero la prórroga y “ya sé lo que va a pasar, no mintamos, lógicamente no habrán votos para condicionar la entrega del subsidio. Y por supuesto que voy a votar en contra de la prórroga del subsidio, pero se pierde la oportunidad de exigir condiciones favorables para los usuarios”.

El parlamentario tricolor tuvo palabras para sus compañeros de partido. “Más lamento y lo digo con mucha responsabilidad, no tener el acompañamiento de mi fracción legislativa”.

Y fue más allá, al asegurar que el tema del subsidio siempre se ha visto amarrado con el tema electoral. Por eso considera que este lunes era el momento adecuado para aprobar las condiciones porque el año que viene es preelectoral. Y vaticinó que ARENA está en modo “autodestrucción”.

Hizo un llamado a la población, para que se fijen y no olviden quienes son los diputados que votaron por seguir dando un cheque en blanco por un subsidio que no se traduce en ninguna condición favorable para los usuarios.

Recordó que es una ley transitoria y por eso le pidió al presidente de la Asamblea, el pecenista Mario Ponce, que con tiempo se discuta el tema y no se esté dejando para finales de año, como siempre suele ocurrir.

Posteriormente el turno fue para el diputado del Partido Demócrata Cristiano (PDC), Rodolfo Parker, quien volvió a reiterar lo que ya había dicho el viernes pasado. “Por cuestión de conciencia como PDC no vamos a votar para la prórroga del subsidio; sirva nuestra expresión para hacer un llamado a los diputados y al Gobierno de la República para que se trabaje a fondo para replantear el sistema del transporte público”.

Raúl Beltrán Bonilla, del Partido de Concertación Nacional (PCN), manifestó que el país necesita la ley y el orden por la razón o por la fuerza. “Tenemos que legislar sobre este tema. En los últimos 8 años 500 motoristas y cobradores han sido asesinados por la renta, y sobre esto no se ha dicho ni legislado nada”.

Mientras, el diputado del FMLN, Jorge Schafik Handal, no pierde de vista que el problema del transporte público es viejo, por eso, es necesario cumplir la ley en cuanto al uso de la compensación y atención al usuario. Trajo a cuenta que el uso de la tarjeta prepago cuando se implementó el SITRAMSS, porque era ordenado.

Tras una maratónica intervención de diputados pidiendo la palabra llegó el momento de votar por la prórroga que vence el último día de junio del otro año, y que fue aprobada con 53 votos en pantalla y cuatro más con mano alzada, en total 57 , 13 en contra y 1 abstención.

El siguiente dictamen favorable de la Comisión de Hacienda fue leído. Era sobre los requisitos para dar el subsidio a los empresarios si cumplían con algunas condiciones como: contar con GPS y con un sistema para contabilizar los pasajeros que han trasladado. También cumplir con todas las obligaciones patronales (ISSS, AFP y no menos del salario mínimo), entre otras prerrogativas.

El dictamen solo logró 36 votos y una abstención, insuficiente para ser aprobado pues requiere de mayoría simple, es decir 43 votos, por lo que fue enviado al archivo.

Pero hubo una reconsideración que fue avalada por el pleno y logró 45 votos, con lo que el dictamen regresó a la Comisión de Hacienda.

El tema del subsidio ya es un capítulo cerrado al menos por seis meses. A mediados del próximo año, se sabrá si en efecto, se hacen reformas sustanciales a la Ley de Transporte, se exigen requisitos a los empresarios o al final de 2020, la Asamblea le vuelve a dar a los transportistas otra prórroga.

Para el ejercicio fiscal 2020, el Gobierno tiene presupuestado erogar $46.3 millones para el subsidio de buses y microbuses.

spot_img

También te puede interesar

Carlos Ramos
Periodista salvadoreño
spot_img

Últimas noticias