jueves, 12 de mayo del 2022
spot_img

La inconformidad de los inconformes

¡Sigue nuestras redes sociales!

spot_img

Por Ernesto Panamá

Imposible resulta que todos estemos satisfechos, pero si la mayoría de los salvadoreños lo está, sin duda indica que en trabajo de nuestro gobierno cuenta con el apoyo de sus ciudadanos.

Conversando con un alto ejecutivo bancario hace unos meses, le mencioné que la banca solamente servía al 30 % de los salvadoreños, esto equivaldría a 180.000 salvadoreños si consideramos 6.000.000 de habitantes. Le comenté que el otorgamiento de créditos bancarios era selectivo, e incómodo me contestó: más un millón los que poseen tarjetas de crédito y esos son créditos.

El ejecutivo resultó estar a favor de la usura, pues los intereses y costo cobrados por el manejo de tarjetas de crédito era exagerados y, sabemos que ellos reciben créditos al 0 % de interés. No toque el tema de las comisiones cobradas a las remesas, pues tras expresarse en forma burlona de nuestro presidente, pensé que se molestaría.

La banca nacional ya no monopolista los servicios bancarios, compite hoy con BANDESAL, mecanismos de gobierno que ofrecen transferencias gratis y el mismo día y el abuso de las tarjetas de crédito acabó. Viéndose forzados a competir ofrecen gratuidad en trasferencias y deberán agilizar operaciones y mejorar servicios o dejarán de ser rentables.

La implementación del BITCOIN como moneda de curso legal y la Chivo Wallet se suman a la baja de sus ingresos y esto afecta a accionistas simpatizantes del 3 % quienes ven desplomarse el valor de sus acciones y reducido sus dividendos, están encabronados por que 4.000.000 de salvadoreños hoy reciben esos beneficios.

Impresionante ha sido que en cuatro meses Chivo Wallet posea 4.000.000 de usuarios, esta ha sido una sorpresa para los banqueros quiénes pudiendo haber establecido una banca flexible con 33 veces más clientes, pero tomaron el camino de la usura, conformándose con 180.000 usuarios pudiendo haber reducido sus ganancias en un 25 % o más, pero multiplicado 33 veces.

El egoísmo de los afectados les induce a utilizar medias verdades, como la deuda no podrá ser pagada, y suman la deuda heredada, a la inversión pública de este gobierno. Ambas son deudas, la mentira es que, aseguran seremos incapaces de pagarla.

La deuda heredada provienes de sobresueldo, ONG de fachada, plazas fantasmas, obra pública de valor alterado y no concluidas, esta deuda no hay forma de pagarla y  la vamos a honrar con los fondos recuperado de ladrones condenados pondrán su parte.

Este mal manejo, obligaba a los anteriores gobiernos a arrodillarse a la Casablanca someter la soberanía para refinanciar la deuda, adquirir nuevos créditos y seguir despilfarrando. Esto es lo que pretenden los que añoran el pasado incluida la Casablanca.

¿Cómo se recuperará la inversión?

En el caso de la infraestructura vial, ferrocarril, aeropuertos, muelles, cubos, hospitales, computadoras, seguridad son obras completadas que ahorrará costos, tiempo, combustible, repuestos, etc., a agricultores, comerciantes, industriales, PYMES, exportadores, importadores, turismo, etc., volviéndose ganancia para gasto o inversión, en ambos casos generan productividad e ingresos para el fisco con los que se pagará la deuda.

Qué la nación salvadoreña se pusiera de pie y dijera “Basta Ya” al intervencionismo y la limosna, se convierte es un “pain in the ass”, para el imperio y lame “c” nacionales.

 El camino recorrido por la nación salvadoreña desde el 3 de febrero del 2019 es el mejor en 200 años. Innegables son las mejoras en educación, salud, inversión, empleo, exportaciones y el nivel de vida (el PIB), por primera vez se alcanza el 10 %.

¿Es perfecto? No. ES MEJOR.

El próximo año a inversión pública destinará: $1.510.000.000millones (deuda pagable)

Nuevo Hospital Rosales $35millones

Nuevo Mercado de San Miguel $8millones

Nuevo Mercado de Sta. Ana $17millones

Viaducto Fco. Morazán tres etapas $245millones

Pasos a desnivel en diferentes departamentos $74millones

Escenarios Deportivos $140millones

Remodelación Escuelas $200millones

Centro Histórico San Vicente $9.8millones

Obras Municipales $480 millones

La construcción de la biblioteca nacional y el nuevo estadio, a construirse con donaciones de China, también generarán empleo.

Se generarán empleos, los empleados demandarán servicios y los emprendedores deberán proveerlos volviendo la economía dinámica.

En lo personal creo vamos por buen camino.

Ernesto Panamá

Escritor

Ernesto Panamá
Columnista de ContraPunto, Escritor salvadoreño; Máster en Edición, con 13 obras publicadas

El contenido de este artículo no refleja necesariamente la postura de ContraPunto. Es la opinión exclusiva de su autor.

spot_img

También te puede interesar

spot_img

Últimas noticias