spot_img
spot_img
martes, 18 de mayo del 2021

Exembajadora Jean Manes y Comandante del Comando Sur visitan territorio salvadoreño

Craig Faller y su delegación se reunieron con el Embajador de los Estados Unidos, Ronald Johnson, para discutir el papel del SOUTHCOM en la cooperación entre Estados Unidos y El Salvador en el área de seguridad en la región.

spot_imgspot_img

El comandante del Comando Sur de los EE. UU. (SOUTHCOM), Craig Faller, visitó El Salvador este 21 de octubre para reunirse con el personal de la Embajada de los EE. UU. Y representantes del Ministerio de la defensa de El Salvador.

Faller se hizo acompañar por su subcomandante, Jean Manes, quien en el pasado fue embajadora de Estados Unidos en El Salvador.

Durante su visita, Faller y su delegación se reunieron con el Embajador de los Estados Unidos, Ronald Johnson, para discutir el papel del SOUTHCOM en la cooperación entre Estados Unidos y El Salvador en el área de seguridad en la región.

El Comandante también se reunió con el Ministro de Defensa de El Salvador, el capitán Rene Merino Monroy, y otros miembros de alto rango de la Embajada de EE.UU. y expertos locales en la materia.

Esta visita se produce después de sus visitas a Honduras y Guatemala, donde habló con el liderazgo de las Embajadas de EE.UU. en esos países y socios locales sobre los beneficios y éxitos del trabajo conjunto en seguridad en la región. A finales de esta semana, Faller visitará Costa Rica, donde participará en reuniones similares con líderes de la embajada de Estados Unidos y locales.

Durante su visita a El Salvador, Faller visitó el Centro de Monitoreo en Comalapa, (CSL  por sus siglas en inglés), que opera en el país a través de un acuerdo entre los Estados Unidos y el gobierno de El Salvador. Este Centro es uno de los dos que funcionan en la región. 

El CSL tiene un papel clave en el apoyo a los esfuerzos multinacionales e interinstitucionales para combatir las organizaciones criminales transnacionales.

Cada año fiscal, las operaciones que se originan en el Centro ayudan a detener más de $4 mil millones de tráfico ilícito en la región. Su trabajo ayuda a mejorar significativamente la capacidad de los EE. UU. y los países socios para patrullar los corredores de contrabando del Pacífico Oriental, a través de los cuales transitan más de la mitad de las drogas que se dirigen a los EE. UU., a menudo cargamentos de varias toneladas.

El Salvador es un valioso socio en la lucha contra el tráfico ilícito y es una de las más de 20 naciones comprometidas junto con EE. UU. en esfuerzos conjuntos para detectar y desarticular las organizaciones criminales transnacionales en el hemisferio occidental.

spot_imgspot_img

También te puede interesar

spot_img

Últimas noticias