spot_img
spot_img
martes, 26 de octubre del 2021

“Desde el dí­a que te fuiste”

El drama que cientos de familias salvadoreñas afrontan tras la partida de algunos de sus miembros hacia Estados Unidos de forma ilegal. No todos los que regresan lo hacen vivos

spot_img

“Yo pedí­ que me trajeran el cuerpo en cenizas para que me repatriaran más rápido”, expresa Edith Flores Guillén, una adulta mayor que ronda los 80 años de edad y que es proveniente del municipio de Santiago Texacuangos, al sur de San Salvador. Ella como muchas personas, asistieron este lunes a la inauguración de la exposición fotográfica “Desde el dí­a que te fuiste”, en conmemoración de la semana del Migrante.

Dicha exposición estuvo a cargo de la Asociación Comité de familiares de Migrantes Fallecidos y Desaparecidos de El Salvador Cruz Roja Salvadoreña con el propósito de dar una mirada hacia la realidad y las necesidades de los familiares de personas migrantes desaparecidas y fallecidas.

Le puede interesar: “Ser cliente de trata es un delito”.

Para el representa de la Asociación Comité de familiares de Migrantes Fallecidos y Desaparecidos (COFAMIDE), Luis López, “”™desde el dí­a que partiste todo cambio te esperábamos con vida y si ya pasaste de esta vida ahora queremos desde el fondo de nuestro corazón que tu espí­ritu descansé en la tierra que te vio nacer”™, esta frase se expresa desde el fondo de nuestros corazones por todos los familiares que hemos tenemos el dolor por un pariente desaparecido”.

López afirma que la iniciativa nació como una voz de clamor y ayuda para resolver las desapariciones de familiares salvadoreños y se mitiguen las migraciones masivas en el paí­s.

En diversas ocasiones organismos civiles han denunciado el abandono que los migrantes sufren al iniciar sus viajes hacia Estados Unidos. Allí­ son ví­ctimas de diversos crí­menes como violaciones, robos, secuestros, asesinatos y trata de personas.

Según informes de la Oficina de Naciones Unidas Contra las Drogas y el Delito (UNODC) de 21 de diciembre de 2016, alrededor de un tercio del total de ví­ctimas de trata de personas a nivel mundial son niños y niñas. El Informe establece que las mujeres y niñas comprenden el 71% de las ví­ctimas.

Edith, con el amargo recuerdo de ese dí­a relata que su hija “salió en el 2010 de la casa, pero yo no sabí­a que ella iba a hacer ese viaje”, asegura.

Dice que le informaron que su hija habí­a sido vendida por una vecina a un coyote mexicano y que durante ese año de su viaje, las mentiras eran parte del juego y del vaivén de información, pues le decí­an que su hija estaba trabajando en San Tecla, cuando realmente habí­a sido ví­ctima de trata de personas.

Lea además: El Salvador firma convenio para combatir trata de personas.

El informe de la UNODC presenta que el desenlace de las personas que son traficadas no es nada alentador ya que niñas y mujeres tienden a ser ví­ctimas de trata con fines de matrimonio o esclavitud sexual, hombres y niños son explotados generalmente en trabajos forzados en la industria minera, como cargadores, soldados y esclavos.

Ese el panorama que situaba a la hija de Edith luego que su vecina la vendiera, la joven no corrió con la suerte de volver a su tierra natal con vida y así­ como ella muchas personas traficadas y desaparecidas no han vuelto a su paí­s quedando lejos sin vida o quien sabe en qué circunstancias.

Es por ello que familiares de los que hoy piden que se haga justicia que se encuentren los culpables y que traigan a sus familiares que la historia no siga repitiéndose. Edith manifiesta que su hija fue encontrada el 5 de septiembre del 2011 muerta en México al año siguiente la repatriaron.

Añade, “nosotros siempre hemos pedido justicia y nunca nos han apoyado de los únicos que recibimos apoyo fue de COFAMIDE y del banco forense y así­ fue como logramos dar con el cuerpo de mi hija”.

El caso de su hija fue catalogado como trata de personas, pero que ella exige a la justicia que encuentren a los causantes de su muerte y que paguen, expresa mientras limpia su rostro cansado.

“Yo justicia quiero. Yo sé que ya está conmigo aunque sea en cenizas, pero yo quiero justicia por mi hija”, pidió.

__
Fotos: Michelle Hernández.
spot_img

También te puede interesar

Michelle Hernández
Reportera de Diario digital ContraPunto. Cubriendo agenda social.
spot_img

Últimas noticias