jueves, 12 de mayo del 2022
spot_img

Catalino Miranda:”Me han agarrado a mi para decir que el Estado es estricto”

¡Sigue nuestras redes sociales!

El empresario del transporte aclaró que nunca ha estado en desacuerdo con el gobierno y apoya las medidas que se están ejecutando, para amortiguar el alza del precio del combustible.

Tres días después de su captura, el empresario salvadoreño del transporte colectivo, Catalino Miranda, logró declarar ante los medios de comunicación sobre el proceso judicial que el gobierno ha iniciado en su contra, esto luego que la administración de Nayib Bukele pusiera en marcha medidas para paliar el impacto que ha generado el encarecimiento de la gasolina, por diferentes razones, entre ellas, la invasión de Rusia a Ucrania.

Miranda ha interpretado su detención, como un mensaje de presunta severidad del Ejecutivo contra el gremio, debido a que muchos dueños de unidades se encontraban molestos con la suspensión al transporte colectivo, porque en el pasado ha sucedido que al no entregarse esta bonificación se acumula el impago, por lo que tienen que hacer protestas para que se haga efectivo.

“Los rumores eran que iban a hacer una protesta todos los transportistas a nivel nacional por lo que ya saben, para montar el ejemplo me han agarrado a mi y mandar un ejemplo a nivel nacional que el Estado es estricto y que así les va a pasar a todos, pero mal ejemplo porque en el estado de derecho no funciona así esta situación, en estado de derecho se respeta”, indicó.

En este sentido, la postura del empresario tiene fundamento, ya que a pocos minutos de su captura, el presidente de la República, Nayib Bukele, lanzó advertencia a los trasportistas y les dijo que no jueguen con fuego.

El empresario, quien fue presentado este martes ante el Juzgado Décimo de Paz, descartó la idea de interponer una demanda civil, porque se siente tranquilo desde su detención. En este aspecto, las autoridades no han sabido aterrizar los cargos contra Miranda, en un inicio las autoridades indicaron que sería acusado por incrementar injustificadamente el pasaje y bloquear vía pública.

A las pocas horas, el director de la Policía Nacional Civil (PNC), Mauricio Arriaza Chicas, cambió la versión y se dijo que era por resistencia agresiva.

“Lo que pasó con Catalino Miranda, es que llegan agente de tránsito y otras unidades llegan a verificar las unidades de ACOSTES, piden la colaboración y es ahí que se informa que una patrulla de tránsito procedió a la detención de Miranda, por el delito de resistencia agresiva porque hubo un intercambio de palabras entre ellos y se le detiene en este momento. Las sanciones administrativas de la ruta, son facultades del Viceministerio de Transporte”, indicó el jefe policial.

Fue la Fiscalía General de la República (FGR) que hasta este martes, concretó ante el juzgado cuales son los cargos en contra del empresario. El Ministerio Público detalló que los delitos que se le acusan son desórdenes públicos y resistencia agresiva, al consultar a los fiscales que instrumento legal se amparaban para poder iniciar el proceso, no pudieron responder.

Estos delitos estarían contenidos en el Código Penal, pero son delitos menores que finalmente será el juez quien determine si el caso pasa a la siguiente fase.

Por su parte, el acusado niega los cargos ya que aseguró que tuvo un trato cordial con los agentes, que llegaron a la cooperativa a hacer la inspección.

“Me siento tranquilo desde la captura, porque los captores sabían que no había cometido delito íbamos platicando en el patrulla, me trataron bien y llegué a tránsito donde me notificaron que estaba por un delito, pero me trataron excelentemente bien, de los captores que llegaron no me puedo quejar y quien dio la orden hay que separar, ahorita es difícil saber quien es”, sostuvo.

Agregó que es necesario esperar para que el tiempo de la razón cuando no se ha actuado a base de la justicia, dijo que cree “en las causas y efecto, el que esté más jodido dentro de diez años es el que me jodió a mi”.

“Entre 10 o 12 años capaz puedo estar con bordón pero dentro que yo sospeche que alguien esté más jodido que mi definitivamente se fue, pero imaginémonos cuanto tiempo. Mientras tanto, van a aguantar hambre 500 trabajadores directos e indirectos. El tema económico en la banca es delicado, la empresa en los 45 años que tiene ha trabajado con créditos y hoy por hoy, son US$16 millones que se le deben entre la banca estatal y privada ¿Cómo la van a mantener a flote, si dicen que vana dar el pasaje de gratis?”, detalló.

Además, cuestionó sobre quién pagará los gastos administrativos de la empresa entre ellos los accidentes que generen los soldados y el personal del VMT que se encuentra conduciendo las unidades.

“El mantenimiento tiene un costo cerca de US$2,500 a US$3,000 mantener la flota completa con repuestos, aceite y engrase. Desconozco como se está pagando la gasolina, porque a nosotros nos sirve la Texaco desde varios años, si lo toman de ahí pagan con facturas… Somos 5 los socios, yo en este caso, ya ni soy socio, soy como administrador económico y asesor”, planteó.

Aclaró que nunca ha estado en desacuerdo con el gobierno y apoya las medidas que se están ejecutando para amortiguar el alza del precio de los combustibles, dijo que están cumpliendo con las medidas y le sorprendió que no fue el gabinete de crisis el que giró medidas en su contra.

Planteó que desconoce si le irán añadiendo más cargos, para mantenerlo detenido y poder usar 15 días o un mes las rutas.

Rolando Aparicio, abogado defensor de Catalino Miranda, dijo que no hay sustancia jurídica y puede haber fraude procesal, porque considera que FGR ha llegado a mentir al tribunal.

Para fundamentar sus declaraciones mostró un video, donde se puede ver a Miranda dialogando tranquilamente con los uniformados.

Acusación contra motoristas de ruta 42 y 152

Por su parte, el conductor de la ruta 42, Elmer Castro, aseguró que a él y a sus compañeros los esposaron en los alrededores de plaza Salvador del Mundo, mientras realizaban un viaje.

Indicó que lo han acusado injustamente de incrementar el pasaje, porque cuentan con un tarifario aprobado por VMT que establece que el recorrido que realizan entre San Salvador- La Libertad y viceversa tiene un costo de US$0.31.

Durante el procedimiento habrían tenido que regresar el restante de lo que supuestamente cobraban extra. EL FGR acusa a los tres motoristas detenidos de venta a precio superior, por alza de pasaje, uno de ellos se le agrega de posesión y tenencia ilícita de placas de circulación.

Comparte este contenido en:
spot_img

También te puede interesar

Carlos Francisco Hernández
Periodista y redactor de ContraPunto. Especialista en temas políticos, sociales y judiciales
spot_img

Últimas noticias