spot_imgspot_img
spot_imgspot_img
domingo, 01 de agosto del 2021

Absuelven a sacerdote del Barrio Lourdes acusado falsamente de agresor sexual de niña de 6 años

El religioso guatemalteco se mantendrá en prisión preventiva a la espera de otro juicio.

spot_img

El párroco de la iglesia Nuestra Señora de Lourdes, barrio Lourdes, San Salvador, José Venancio Borro Uz, fue exonerado de cargos luego de haber pasado veinte meses de haber en prisión acusado de una falsa agresión sexual a una niña de seis años.

El Tribunal 5° de Sentencia de San Salvador, no encontró ninguna prueba que incriminara al religioso de origen guatemalteco del delito de agresión sexual en menor e incapaz agravada continuada.

El juzgador estableció que la acusación presentada por la Fiscalía, era diferente a la declaración anticipada que rindió la menor.

En dicha acusación “constaban hechos graves, de tocamientos en partes íntimas”, sin embargo, en Cámara Gesell, la niña no habló de tocamientos en partes íntimas, como se argumentó al inicio”, señaló.

Además, se manejaba que el sacerdote mostraba material pornográfico a la supuesta víctima, pero en la incautación de tres celulares, no se encontró nada al respecto.

En lo que sí enfatizó el juzgador, es que el sacerdote fue capturado en marzo 2019, incautándole también una computadora, en la que se encontró material pornográfico con fecha posterior a la captura de éste, es decir, ya no se encontraba en su poder, sin saber quién la manipuló, señaló.

El juez consideró: “no puedo dar por acreditado hechos, distintos a los acusados”, dijo.

En la vista pública declararon como testigos de descargo, dos seminaristas, la secretaria de la Iglesia, personal del coro de la iglesia quienes argumentaron que previo a dar mal misa, el padre siempre se hacía acompañar de alguien de la iglesia.

Pese al fallo favorable, que aún puede ser apelado por la Fiscalía General de la República (FGR), el sacaerdote se mantendrá en prisión preventiva a la espera de otro juicio.

Este caso, en el que se acumularon dos procesos por el mismo cargo, se espera que comience el próximo 7 de diciembre.

La defensa apeló la decisión del Juzgado Quinto de Instrucción de enviar a juicio a Boror Uz por supuestas irregularidades en la admisión de la acusación del Ministerio Público, sin que la corte de apelaciones haya resuelto aún.

Boror, de más de 60 años, era el encargado de la mencionada parroquia de San Salvador, y fue detenido en abril de 2019 por el caso en el que fue absuelto.

De acuerdo con versiones de medios locales, la víctima formaba parte de un coro de la parroquia, lugar donde supuestamente ocurrió el hecho.

En junio de 2019, la iglesia católica de El Salvador creó una comisión especial para proteger a la niñez de abusos sexuales e investigar las denuncias contra sacerdotes involucrados.

“Al presentarse un caso, será ella (la comisión) la que atenderá a la víctima y juzgará si hay fundamento en el caso” para proceder a un proceso de destitución de los religiosos vinculados, dijo en su momento el arzobispo de San Salvador, José Luis Escobar.

Según fuentes, esta acusación podría estar ligadas a pandilleros que operan en el barrio – que en años anteriores fue catalogado entre los más peligrosos del país-, ya que no es la primera vez que un sacerdote es señalado por estos cargos.

“De acá se ha ido otro sacerdote, que lo acusaron de haber cometido el mismo delito del padre Benancio, pero se aclaró que el caso era falso y mucha gente fue a testificar que la acusación carecía de veracidad por lo que fue dejado en libertad en las primeras etapas del juicio”, indicó la fuente que prefirió el anonimato.

spot_img

También te puede interesar

Redacción ContraPunto
Nota de la Redacción de Diario Digital ContraPunto
spot_img

Últimas noticias