spot_img
spot_img
sábado, 16 de octubre del 2021

Reos serán monitoreados con brazaletes electrónicos

El otorgamiento de los dispositivos estará a cargo de los jueces de Instrucción y de Paz.

spot_img

El director de la Dirección General de Centros Penales (DGCP), Rodil Hernández, anunció que para finales de 2017 se prevé colocar de 300 a 700 brazaletes electrónicos a personas que puedan beneficiarse con medidas sustitutivas a la detención provisional. Lo anterior como una medida para reducir el grave hacinamiento carcelario.

“Vamos a tener la oportunidad de contar con dos mil dispositivos de control electrónico para personas a las cuales se les pueda dictar una medida sustitutiva a la detención provisional. El resto de brazaletes serán colocados en 2018”, dijo el director.

Le puede interesar: Buscan reducir grave sobrepoblación carcelaria.

Según declaraciones oficiales, la inversión para el uso de los brazaletes será de $4.2 millones de dólares, con la cual pretenden disminuir la sobrepoblación carcelaria en un 130%.

Hernández afirmó que los brazaletes están siendo financiados por el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), que también incluye la instalación del equipo de monitoreo y enlaces de datos por tiempo indefinido. La utilización de los dispositivos estará bajo criterio de los jueces de Instrucción y de Paz.

En 2015, la Asamblea Legislativa aprobó la Ley Reguladora del Uso de Vigilancia Electrónica, en la que se establece que los reos con enfermedades terminales, los que hayan cumplido dos terceras partes de su condena, los que tengan derecho por buena conducta y que sea de baja peligrosidad, podrán gozar de medidas sustitutivas.

Lea además: “Uniformar reos dará identidad a sistema penitenciario”.

Las cárceles en el paí­s enfrentan una grave situación de hacinamiento, los 20 recintos tienen capacidad para albergar a 8 mil 100 privados de libertad; sin embargo, de acuerdo a cifras de la DGCP, hasta el pasado 2 de enero hay 36 mil 824 reos.

El uso de estos aparatos tecnológicos son algunas de las alternativas que el Gobierno ha implementado contra el hacinamiento y desorden carcelario; entre ellas también se contempla la habilitación de más de 7 mil nuevos espacios y uniformar a los reos.

“Tratamos de establecer una hoja de ruta clave y definida en lo que denominamos una revolución del sistema penitenciario y conformar una nueva estructura que nos de control, orden y seguridad para haya reinserción e integración en la sociedad”, dijo el director.

spot_img

También te puede interesar

Redacción ContraPunto
Nota de la Redacción de Diario Digital ContraPunto
spot_img

Últimas noticias