spot_img
spot_img

Primer cripto cajero de bitcoin hecho 100% en El Salvador

¡Sigue nuestras redes sociales!

Con estos equipos tecnológicos se podrá proximamente, adquirir recargas telefónicas y compra de servicios como Netflix o Google Play.

K1 Mini es el nombre del primer cripto cajero, que desde su software hasta su hardware es hecho 100% en El Salvador. Su creador el empresario tecnológico, Edgar Borja, lo cataloga de práctico y efectivo.

Borja aseguró que entre las bondades es que se puede utilizar con monedas, lo que permite a las personas irse familiarizando con las cripto monedas,especialmente el bitcoin, sin desajustar su presupuesto.

El cajero automático K1 mini estará aceptando un máximo de USD 1 hasta un mínimo de USD 0.05, dinero que pasará a convertirse en Bitcoin y será almacenado en la wallet de la persona.

“Estamos diseñando un producto de bajo costo y colocación. Estamos tratando de llegar a las personas que trabajan con transacciones pequeñas o que están tratando de aprender y no se pueden arriesgar con $10 o $20 que son algo significativo para mucha gente de la población, pero están dispuestas a aprender y ahorrar con $1 o con $0.25” explicó.

El objetivo de la firma tecnológica para este año es llegar a la instalación de hasta 5,000 K1 minis a nivel nacional. Y el valor para su adquisición será de USD 1,500, además, quienes adquieran uno de estos cajeros tendrán la libertad de ponerle su propio valor a la comisión por uso.

El aparato es perfectamente transportable y puede operar con un suministro eléctrico como el de cualquier hogar. Además, es de código abierto e incluso hay manuales para construir uno en casa tan solo adquiriendo el hardware necesario.

¿Y cómo funciona? De lo más sencillo. Lo primero es introducir las monedas por una ranura en uno de los lados de la carcasa. A continuación, la pantalla del aparato muestra la cantidad insertada y su equivalencia en satoshis, según la cotización de la criptomoneda en el momento.

Posteriormente, el dispositivo procesa la operación y muestra un código QR. Al escanear este código, el usuario puede recibir en su monedero la cantidad que corresponda en bitcoin.

El empresario comentó que la compañía ha producidos dispositivos que han sido enviados exterior y empieza a abrirse paso en el país. Con esto, la popularización de este tipo de cajeros está dando sus primeros pasos.

Agregó, que el K1 mini no es obra de la casualidad sino que desde hace cinco años, le apostaron a la creación de cajeros electrónicos de criptomonedas, pero eran de una estructura mucho más grande de actual kiosco.

Indicó que los aparatos anteriores, tenían capacidad de recibir monedas y billetes, por lo cual fue ofrecido a agencias bancarias, que finalmente no prosperó por la burocracia que hay en el sistema financiero.

De igual manera, se registró en el extranjero por lo que tuvo que ingeniarselas con su equipo, para obtener la idea ganadora.

Fue en esa lluvia de idea, que nade K1 con la misión de poder facilitar las recargas electrónicas de saldo para celular, pero ese momento el gobierno salvadoreño anunciaba sus intenciones de crear la Ley bitcoin.

Esto fue agua de mayo para los empresarios, que buscaron la forma de reinventar las dos ideas y fusionarlas con el afán aprovechar la corriente tecnológica.

También expresó que se siente muy satisfecho de haber logrado crecer desde hace siete años, la empresa de venta de computadoras, Compucentro, que fundó su padre en 1996.

Esto a tal grado, que creaban su propio software y ahora la creación de equipos, por lo que les tocará dividir Compucentro de K1 por la crecida exponencial de esta última.

Asimismo, reveló que están próximos a incluir en los aparatos la opción de recargas telefónicas y compra de servicios electrónicos como : Netflix, I tunes, Google Play y Apple Store.

Los kioscos automáticos K1, son una opción similar a la del dispositivo fabricado por 21isenough.

Actualmente, ya hay lugares donde se pueden encontrar unidades de estos dispositivos. Por ejemplo, la Bitcoin Beach de Jericoacoara, en Brasil, publicó en Twitter la adquisición del ATM Lightning para sus instalaciones. Asimismo, otro usuario de Noruega citó en la red social a la empresa que los fabrica y afirmó tener un cajero en su propia casa.

Una aclaración importante es que este ATM de bitcoin funciona a través de la red Lightning Network. Eso significa que el usuario debe asegurarse de usar un monedero que soporte esta tecnología de bitcoin —en la actualidad casi todos lo hacen— para poder recibir los fondos.

Comparte este contenido en:
spot_img

También te puede interesar

Carlos Francisco Hernández
Carlos Francisco Hernández
Periodista y redactor de ContraPunto. Especialista en temas políticos, sociales y judiciales
spot_img

Últimas noticias