spot_img
spot_img

Laboratorio alemán detecta altos niveles de pesticidas en río Oder

¡Sigue nuestras redes sociales!

Agencia Alemana de Prensa (dpa)

Pruebas realizadas por un laboratorio regional de Berlín-Brandeburgo detectaron niveles excesivos de pesticidas en muestras de agua del río Oder tomadas entre el 7 y el 9 de agosto, según anunció hoy el Ministerio regional de Medio Ambiente de Brandeburgo.

En su búsqueda de las causas de la muerte masiva de peces en el río, las muestras tomadas en la estación de medición de Fráncfort del Oder evidenciaron altas concentraciones del ingrediente activo ácido 2,4-diclorofenoxiacético, utilizado como herbicida.

Sin embargo, cabe suponer que la concentración detectada no era directamente letal para los peces.

El Ministerio regional explicó que cabe suponer que la catástrofe medioambiental tuvo varias causas. Subrayó que la presencia excesiva del plaguicida durante varios días tuvo sin duda efectos sobre los animales, las plantas y los microorganismos presentes en el río.

Es posible, indicó, que el pesticida estuviera presente en concentraciones aún mayores en el curso superior del Oder y que ya estuviera muy diluido en el punto de medición donde se tomaron las muestras.

El 9 de agosto se conoció en el lado alemán la muerte masiva de peces en el río Oder, que marca un gran tramo de la frontera con Polonia.

Un capitán de barco vio numerosos animales muertos en el curso del río, que fluye a lo largo del límite oriental del estado federado de Brandeburgo. Las autoridades alemanas acusaron a Polonia de haber informado demasiado tarde.

Voluntarios y efectivos de servicios de emergencia tanto de la orilla alemana como de la polaca recuperaron toneladas de peces muertos del río Oder en los últimos días.

Según el Ministerio de Medio Ambiente alemán, se están examinando cientos de sustancias diferentes halladas en los peces muertos para determinar la causa de tan masiva mortandad.

Una portavoz del cuartel general de los bomberos de Polonia declaró el sábado a dpa que se habían recogido un total de 158 toneladas de pescado. La mayor parte procedía del río Oder. El pequeño río en el que también se descubrieron animales muertos es el Ner, que nace cerca de Lodz y desemboca en el Warta y no tiene conexión con el Oder.

Según el Ministerio de Medio Ambiente de Brandeburgo, en el este de Alemania, hasta el jueves pasado se habían registrado 67 toneladas de residuos de pescado para su incineración, según informó hoy la portavoz Frauke Zelt.

Por su parte, el estado federado de Mecklemburgo-Pomerania Occidental, en cuya frontera oriental discurre el curso bajo del Oder, anunció el viernes que no se habían encontrado anomalías durante los exámenes de las muestras en la parte alemana de la laguna de Szczecin, en la que desemboca el Oder.

Mientras tanto, una nueva iniciativa ciudadana en Brandeburgo quiere llamar la atención sobre la muerte de los peces. El sábado por la noche, a orillas del pueblo de Kienitz el río será iluminado de rojo con focos como señal de advertencia, según anunció la portavoz de la iniciativa, Steffi Bartel.

“También queremos dar a los habitantes del Oder un foro para que expresen sus temores y preocupaciones ante este desastre medioambiental”, expresó Bartel. Para el 4 de septiembre, la iniciativa convocó una cadena humana a lo largo del Oder.

¡Hola! Nos gustaría seguirle informando

Regístrese para recibir lo último en noticias, a través de su correo electrónico.

Puedes cancelar tu suscripción en cualquier momento.

Comparte este contenido en:
spot_img

También te puede interesar

Agencia Alemana de Prensa (dpa)
Agencia Alemana de Prensa (dpa)
Agencia Alemana de Prensa (dpa)
spot_img

Últimas noticias