Izquierda tiene que aprovechar victoria de Lula para avanzar en la integración regional

¡Sigue nuestras redes sociales!

Una de las prioridades de Lula es impulsar el retorno de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) y que la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) también saldría fortalecida

Por Lucía Barrios (Agencia de Noticias Sputnik)

La izquierda latinoamericana tiene que aprovechar la victoria electoral del domingo de Luiz Inácio Lula da Silva en Brasil para avanzar en la integración regional ya que tiene poco más de un año para conseguir un progreso en este sentido, dijo a la Agencia Sputnik el excandidato presidencial ecuatoriano Andrés Arauz.

“La victoria de Lula abre una ventana de oportunidad histórica para que los pueblos de nuestra América podamos avanzar en la integración regional. (…) la clase dirigente no puede desperdiciar esta ventana de oportunidad que es muy corta. Realmente tenemos solo el 2023 para lograr conseguir victorias importantes en la integración regional”, afirmó Arauz, quien fue ministro coordinador de Conocimiento y Talento Humano y ministro de Cultura y Patrimonio en el Gobierno de Rafael Correa (2007-2017).

Consideró que el “desafío es inmediato”, por lo que hay que avanzar con “decisión y empeño” en la integración durante los próximos meses, ya que a partir del 2023 empiezan los procesos electorales, sobre todo en Argentina y en México.

“Es importante que la izquierda llegue a logros concretos en poco más de un año, tomando en cuenta que no aprovechamos bien esa década y media que tuvimos”, agregó.

Consideró que “hay una forma de alargar esa ventana de oportunidad, trabajando como región para lograr que Argentina salga de este dominio del capital financiero que tiene sometido a su pueblo”.

“Alargando esa ventana, podemos comprarle más tiempo a la región para alcanzar sus sueños”, indicó.

UNASUR Y CELAC

Afirmó que una de las prioridades de Lula es impulsar el retorno de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) y afirmó que la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) también saldría fortalecida.

Lula impulsará una moneda regional sur y buscará orientar recursos hacia la integración física, construyendo una red ferroviaria sudamericana o una red de gasoductos.

“También se impulsará una red de acueductos para conectar nuestra infraestructura productiva. Se verá la necesidad de avanzar hacia la libre movilidad dentro de la región y se impulsará la integración educativa y científica y tecnológica”, expresó.

La Unasur fue fundada en 2008 con la idea de incrementar el intercambio cultural, social y comercial en el sur de América Latina y desde esa región con otras del mundo.

Inicialmente estuvo conformada por Argentina, Bolivia, Brasil, Colombia, Chile, Ecuador, Guyana, Paraguay, Perú, Surinam, Uruguay y Venezuela.

No obstante, el bloque está en crisis desde 2018 por diferencias políticas entre sus países miembros y se encuentra paralizada desde abril de 2019.

UCRANIA Y BRICS

Por otro lado, Arauz sostuvo que el liderazgo de Lula tendría una “una posición de no alineamiento en el contexto de un escenario geopolítico extremadamente tenso, que priorice los intereses de la región como bloque y no que cada república latinoamericana se trate de defender con el método del sálvese quien pueda”.

“Cuando hablo de no alineamiento, por ejemplo, hago referencia al conflicto en Ucrania y que ninguno de los países de la región se posicione a favor de Rusia o de EEUU. También hago referencia a la tensión geopolítica entre EEUU y China, al aumento del belicismo de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) y que América Latina ratifique que es una zona de paz”, agregó.

Asimismo, dijo que el grupo de los BRICS (Brasil, Rusia, la India, China y Sudáfrica) sale “fortalecido” por el liderazgo que tiene Lula en el mundo.

“Lula va a ratificar la necesidad de ir democratizando el sistema internacional, fortalecer el multilateralismo, eliminar los vetos del consejo de seguridad de la ONU. Pero son temas más distantes que dependen de la correlación de fuerzas, mucho más difíciles de alcanzar que el liderazgo que puede tener Brasil dentro de nuestra región”, reflexionó.

Lula da Silva se impuso el domingo en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales de Brasil con el 50,90 por ciento de los votos, frente al 49,10 de su rival el actual presidente, Jair Bolsonaro, y asumirá su tercer mandato al frente del Ejecutivo a partir del próximo 1 de enero.

¡Hola! Nos gustaría seguirle informando

Regístrese para recibir lo último en noticias, a través de su correo electrónico.

Puedes cancelar tu suscripción en cualquier momento.

spot_img

También te puede interesar

spot_img

Últimas noticias