spot_imgspot_img
spot_imgspot_img
domingo, 25 de julio del 2021

De la cultura moronga

Desde hace dí­as querí­a escribir la reseña de Moronga, la más reciente novela de Horacio Castellanos Moya, en la cual narra la historia de dos salvadoreños que viven y sufren todas las adversidades que experimentan los compatriotas que emigran hacia los Estados Unidos. Hoy puedo hablar de esta novela (la más madura que ha escrito desde mi punto de vista), con la que Castellanos Moya se nos presenta como el narrador salvadoreño más importante de la narrativa latinoamericana actual.

Los libros de Castellanos Moya se aman o se odian. No existen medias tintas a la hora de leer las novelas de este escritor salvadoreño. Sus historias corrosivas han llegado, incluso, a lí­mites extraliterarios. En palabras del propio escritor, luego de la publicación de "El asco" recibió amenazas de muerte. Su literatura es dura y sin concesiones, con una economí­a del lenguaje que le viene de su vena periodí­stica, lo que nos permite leer historias de una fluidez pasmosa sin subterfugios o adornos literarios. El uso del estilo directo lo apreciamos en “Moronga”. El lenguaje empleado por el escritor es de una contundencia estilí­stica que atrapa al lector.

Horacio Castellanos Moya ha desarrollado un mundo narrativo propio, que inició con su libro de cuentos “Qué signo es usted, niña Berta”, luego las novelas "Baile con serpientes", “El asco”, "La diabla frente al espejo" (finalista del Rómulo Gallegos) y "El arma en el hombre", entre otras obras, que pertenecen a una narrativa visceral y que hacen de la ciudad de San Salvador el escenario dilecto de peripecias cargadas de violencia y de personajes que destilan un humor sardónico. En una entrevista hecha por El Paí­s el año pasado, el autor afirmaba que no hay manera que no aparezca nuestro paí­s en sus novelas: “Para mí­ El Salvador es una marca, una herida, y vaya donde vaya siempre voy a volver a ella” (*).

Con la publicación de “Moronga”, Castellanos Moya nos presenta un nuevo capí­tulo de ese mundo literario que le es propio. La historia no deja de ser menos urbana que otras de sus obras, la diferencia estriba en que la trama de la novela se desarrolla, principalmente, en los Estados Unidos.

La novela está dividida en tres partes, la primera gira en torno a Zeledón, un exguerrillero salvadoreño que consigue un trabajo y una vida sosegada en la ciudad universitaria de Merlow City.

La segunda parte nos presenta al profesor Erasmo Aragón, quien trabaja para la universidad de Merlow City al conseguir un financiamiento para revisar los archivos y cables de la CIA, que puedan dar una pista sobre el asesinato del poeta Roque Dalton.

La historia desarrolla los conflictos, los desafí­os y las calamidades de ambos personajes, quienes a pesar de querer olvidar su pasado tienen que vivirlo nuevamente en el presente y de manera intensa.

La tercera parte es como una especie de anexo, con el cual el escritor une de manera precisa las historias de las dos partes anteriores, dándole un cierre coherente y definitorio.

Luego de leerMoronga”, podemos afirmar que esta es una de las novelas mejor acabadas de Castellanos Moya. Técnicamente tiene un lenguaje mucho más depurado que sus anteriores obras, la trama tiene un desarrollo coherente, un hilo conductor que, a pesar de tener dos historias aparentemente inconexas, jamás se pierde. La tensión de la novela se mantiene a lo largo de sus páginas, en especial en el capí­tulo de Erasmo Aragón. Moronga es una novela que da gusto leerla, ya sea si es un primer acercamiento a la literatura de este autor o se es ya un lector consumado de sus obras.

Un dato importante que cabe destacar de esta novela es el nombre, que puede tener una referencia a la morcilla o, de igual manera, referirse al genital masculino. Sin embargo, para el autor, es  una manera de explicar las sociedades en que vivimos; la “cultura moronga”, esa cultura de la violencia ubicua, de la sangre comprimida, en que solo el que sabe utilizar bien la agresividad sale adelante, de ahí­ viene el origen del tí­tulo de esta nueva novela. Quien haya leí­do todas las novelas de Horacio Castellanos Moya, descubrirá que cada narración es parte de una gran novela, que se va ampliando en cada nueva entrega literaria. ¡Enhorabuena por nuestra literatura!

spot_img

Últimas entradas