spot_imgspot_img
spot_imgspot_img
sábado, 24 de julio del 2021

Gobierno desarrolla plan contingencial por suspensión de servicio de agua potable

De acuerdo a la institución, los trabajos han iniciado este sábado y serán finalizados en 24 horas, pero el sistema de distribución volverá a la normalidad en 48,

spot_img

La administración del presidente, Nayib Bukele, desarrolla con éxito el plan contigencial en beneficio de los habitantes de municipios de San Salvador y La Libertad que han resultado afectados con el corte del servicio del agua potable, producto al mantenimiento de la planta potabilizadora Las Pavas, San Pablo Tacachico, La Libertad, según informes oficiales.

De acuerdo a la institución, los trabajos han iniciado este sábado y serán finalizados en 24 horas, pero el sistema de distribución volverá a la normalidad en 48, para la instalación de los motores que llegarán al país a finales de noviembre.

Además, la Empresa Transmisora de El Salvador (ETESAL) hará mantenimiento el domingo en la subestación de Nejapa, los trabajos iniciarán a las 8 de la mañana y se prolongarán hasta las 4 de la tarde.  Eso hará irregular el servicio de agua potable en Santa Tecla, Antiguo Cuscatlán y colonia Escalón.

Todas las obras se terminarán el domingo, pero el corte se prolongará hasta el martes debido a que la planta necesita tiempo para poder bombear el agua hacia los diferentes sectores del Gran San Salvador.

Ante esta situación, el Gobierno a través de la Administración Nacional de Acueductos y Alcantarillados (ANDA) y Cuerpo de Bomberos de El Salvador ha coordinado la distribución de agua a las personas de los cerca de 10 municipios afectados con el corte.

Esta acción se pondrá en marcha desde tempranas horas de la mañana de este domingo, para asegurar el vital líquido a la población.

Por lo tanto, distribuirán un total de 60 mil botellas con agua y pipas en varias colonias del AMSS. En las próximas horas ascenderá a 100 mil la cantidad de envases de medio litro para su distribución.

“Gracias a la coordinación de todas las entidades del Gobierno del Presidente Nayib Bukele vamos a repartir agua envasada y gracias al apoyo de personal y vehículos, vamos atender a las comunidades más afectadas”, dijo  Frederick Benítez, presidente de ANDA.

Cabe destacar que centros escolares son parte de la prioridad del Gobierno, y contarán con agua potable para cumplir con las condiciones óptimas para la comunidad estudiantil.

En el caso de hospitales, le darna un abastecimiento constante para no interrumpir atención médicas en la red pública.

“Yo sé que es difícil estar jalando agua, usando cántaros, yo lo viví. Pero esto es pasajero, tenemos que suspender 24 horas Las Pavas para rehabilitarla y poder producir más agua para beneficiar a más salvadoreños. Tenemos un plan de contingencia en marcha”, explicó.

Benítez cree que el proyecto no se comenzó a ejecutar en la administración pasada porque implicaba hacer los cortes de agua y el país estaba en tiempo de campaña electoral.

“No se hizo nada por temor a los parones de agua y estábamos en periodo electoral”, aseguró.

Por otra parte, el presidente de la autónoma verificó el inicio de los trabajos realizados en la planta de Tacachico, con la finalidad que se haga de forma correcta y pronta.

Bukele asegura que a veces la medicina tiene mal sabor, pero es necesaria

Ante la ola de críticas y malestar generalizado de la población, el mandatario salvadoreño salió a la defensa de su funcionario y sostuvo que estos trabajos son necesarios debido a que la negligencia de las otras administraciones que no le dieron el mantenimiento correcto a la planta.

"La Planta Potabilizadora de las Pavas, fue construida en 1992, luego de eso (27 años), NINGÚN Gobierno le dio mantenimiento. Solo se intentó hacer uno, en el tiempo de Carlos Perla, en el Gobierno de Francisco Flores. Pero al final no se ejecutó. Quedaron las bombas tiradas y el dinero se perdió”, publicó en Twitter.

En este sentido, indicó que la planta tiene más de 10 años de haber dado su vida útil y que está próxima a poder colapsarse.

"1 millón de personas se quedarían sin agua durante más de 3 meses (tiempo que tomaría ordenar los motores, fabricarlos, traerlos a nuestro país, adecuar toda la obra civil, eléctrica, impelencias, cisternas, etc.)", narró Bukele según la explicación obtenida de un técnico.

spot_img

También te puede interesar

Redacción ContraPunto
Nota de la Redacción de Diario Digital ContraPunto
spot_img

Últimas noticias