spot_img
spot_img
lunes, 29 de noviembre del 2021

Fosa de Nuevo Cuscatlán tendría más de 100 restos humanos

spot_img

Por Redacción ContraPunto

Una estremecedora información, lanzada en las últimas horas, en medios nacionales y en las redes sociales del internet, revelaron algunos detalles que expertos e investigadores fiscales-policiales han adelantado sobre un cementerio clandestino en el que habrían decenas de cuerpos sepultados.

Las autoridades de seguridad pública habrían descubierto lo que podría ser uno de los cementerios clandestinos más grande de los que existen en El Salvador y que está ubicado en el municipio  de  Nuevo Cuscatlán.

La zona, reportan varios medios de prensa, ha sido acordonada y “no dejan acercarse a nadie a la zona donde buscan los cadáveres”, de acuerdo a lo que dice el diario La Prensa Gráfica.

Actualmente hay un intenso debate local y social sobre el tema de los “desaparecidos”, así como el reclamo de los familiares que tienen parientes de las cuales no se conoce ubicación, especialmente mujeres adolescentes y jóvenes.

En Nuevo Cuscatlán se había localizado hace tres días el cuerpo de la futbolista  Jimena Ramírez Granados, de 21 años de edad, y que tenía un mes de haber sido reportada por sus familiares como  desaparecida.

Los restos de la joven fueron sepultados el viernes 19 de noviembre en el panteón La Bermeja, que es calificado un cementerio de pobres.

Bandas terroristas y criminales internacionales

Por el momento no se saben las causas de la desaparición y posterior asesinado de la deportista Ramírez Granados; en la actualidad en la mayoría de los casos como los de la futbolista los ejecutan las pandillas o “maras”, que están legalmente calificadas como “grupos terroristas”.

VEA  VIDEO DE EXPERTO EN CRIMINOLOGÍA

En El Salvador,  especialmente las llamadas Mara Salvatrucha (MS13) y la pandilla “Barrio 18” son consideradas desde agosto de 2018 como “bandas terroristas” y la ley estipula que sólo pertenecer  a ellas es un delito. Estados Unidos califica legalmente a la MS13 banda “criminal internacional”, desde octubre de 2012.

La cifra de denuncias de desapariciones entre enero y abril de 2021 se dispararon aproximadamente un 112 %, respecto al mismo lapso de 2020, de acuerdo con cifras de la Fiscalía, lo que ha causado preocupación social, mientras el gobierno tiene hace más de un año de implementar el llamado “Plan de Control Territorial”.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) urgió la semana pasada en una audiencia a El Salvador a adoptar medidas “preventivas” a la problemática de las desapariciones forzadas, un delito que, según organizaciones de derechos humanos de ese país, ha sufrido un “considerable aumento”. 

El criminal, ex policía y psicópata de Chalchuapa

Tal como dicen los expertos criminólogos, las desapariciones tienen múltiples causas, que van desde jóvenes que se escapan de sus casas; personas que huyen de El Salvador y emprenden viaje hacia Estados Unidos (muchos no avisan a las familias, y los traficantes de personas los secuestras, violan a las jóvenes y algunos son asesinados y sepultados sus cuerpos como desconocidos (XXX).

Recién se descubrió un caso de un ex policía Hugo Ernesto Osorio Chávez, de 51 años, que tenía en un área cercana a su residencia un cementerio clandestino, en el municipio de Chalchuapa, al occidente de El Salvador.

Hugo Ernesto Osorio Chávez, el psicópata de Chalchuapa

Este ex agente de la policía guardó prisión  por cinco años por violencia sexual; en la actualidad está siendo procesado por los asesinatos que había cometido de desapariciones, asesinatos y entierro de las víctimas en fosas comunes clandestinas.

Los restos encontrados son más de 15, en Chalchuapa, quien al parecer ha confesado en parte sus crímenes.

spot_img

También te puede interesar

Redacción ContraPunto
Nota de la Redacción de Diario Digital ContraPunto
spot_img

Últimas noticias