jueves, 12 de mayo del 2022
spot_img

Respaldan construcción de segunda fase de bypass en San Miguel

¡Sigue nuestras redes sociales!

Con un canje de notas diplomáticas, que constituye una forma simplificada de un tratado o un consentimiento, se podrá emitir -tras un determinado proceso- el préstamo de más de $50 millones que la nación asiática otorgará a El Salvador para la obra bypass Periférico Gerardo Barrios, que beneficiará a más de 245,118 habitantes.

En la sesión plenaria número 54, los diputados de la nueva Asamblea Legislativa aprobaron la ratificación del canje de notas entre Japón y El Salvador, que conlleva a un préstamo de $51,370 proveniente de esa nación insular. Este trámite servirá para la ejecución de la segunda etapa del proyecto de construcción del bypass Periférico Gerardo Barrios, en la ciudad de San Miguel.

Por ello, 80 parlamentarios respaldaron el mecanismo que tiene como finalidad realizar el proyecto que tiene como objetivo acortar el tiempo de traslado de los conductores, mejorar la seguridad vial en la zona y contribuir al desarrollo económico del país, especialmente de la zona oriental.

El canje de notas diplomáticas entre países constituye una forma simplificada de un tratado, es decir que es un consentimiento, en este caso el préstamo que Japón otorgará a El Salvador para realizar la obra.

“Este canje de notas está contemplado dentro de la convención de Viena, de tratados internacionales, y es un documento que elaboran los gobiernos subscritos, en este caso El Salvador y Japón, en donde adquieren compromisos para desarrollar proyectos de impacto de las comunidades”, explicó el diputado Raúl Chamagua.

Según lo expuesto en el pleno, el acuerdo de ejecución de esta otra fase fue suscrito el 30 marzo de este 2022 y el préstamo entre el gobierno de Japón, a través de la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA), es por un monto de $51,370 millones. Esto con la finalidad de promover la estabilización económica de El Salvador.

Este plan beneficiará a diversos municipios de oriente, entre ellos Moncagua, Quelepa, San Jorge y San Miguel. Se ha estimado que 245,118 habitantes resultarán favorecidos de manera directa con esta conectividad vial, que será eficiente y rápida.

“Soy migueleño de corazón y por eso estoy contento de participar en las acciones para mejorar este lugar. Pudimos observar que pasaban gobiernos y prometían que iban a invertir en el oriente del país y nunca lo hacían”, expresó el diputado de Nuevas Ideas, Caleb Navarro.

Además, la obra tendrá un impacto positivo, debido a que bajará la carga vehicular en la ciudad migueleña, se acortará el tiempo de ruta por el tráfico pesado, mejorará la seguridad vial. Todo ello generará beneficios en materia económica, impulso turístico, de movilidad comercial, de conectividad y seguridad vial.

El proyecto del bypass contendrá 10 accesos pavimentados, 194 accesos vehiculares y peatonales, con entradas a terrenos y propiedades. Más de seis bahías de buses con sus casetas, tres pasarelas peatonales y áreas para tránsito de bicicletas.

De acuerdo a la autoridades, durante años, la avenida Roosevelt ha colapsado por los vehículos livianos y pesados, pero no ha habido otra opción para transitar.

“Hubo gobiernos que estancaron a San Miguel por el mal uso de recursos. Solo lo usaron como herramienta electoral, pero no como polo de desarrollo”, señaló el legislador Navarro.

Comparte este contenido en:
spot_img

También te puede interesar

Redacción ContraPunto
Nota de la Redacción de Diario Digital ContraPunto
spot_img

Últimas noticias