spot_img
spot_img
sábado, 27 de noviembre del 2021

Fiscal general busca superar la dependencia en testimonios de testigos criteriados

El funcionario aseguró que en nueve de cada 10 casos que presentan a juzgados por extorsión de pandillas están teniendo "efectividad".

spot_img

Los casos de corrupción que han llegado a enfrentar la justicia  en los tribunales tienen un fuerte asidero en las declaraciones de testigos criteriados; sin embargo, el titular de la Fiscalí­a General de la República (FGR), Raúl Melara, considera que es hora de superar la dependencia de esta figura a la hora de preparar los casos.

Los procesos que inició la FGR contra el expresidente Antonio Saca (2004-2009), condenado por malversación y lavado de dinero, y contra del expresidente Mauricio Funes (2009-2014), han descansado en buena medida con testigos criteriados. También ha sucedido con crí­menes que las autoridades atribuyen a las pandillas. Esta figura consiste en que una persona, que tiene conocimiento de primera mano sobre  cómo sucedió un ilí­cito, revela todo lo que sabe a cambio de que no se le aplique la misma sanción que al resto de involucrados.

Melara explicó, durante una entrevista con Canal 12, que “depender cada vez menos de testigos criteriados y apostar a la prueba cientí­fica debe ser la labor a la que la Fiscalí­a debe enrumbarse”. Agregó que, mientras se encuentre al frente de la institución, enfocará esfuerzos en lograr tecnificar las investigaciones.  

Ya el expresidente Funes, asilado y protegido en Nicaragua, criticó con anterioridad el papel que tienen los testimonios en los casos de corrupción.

Pero, además, un testigo puso una denuncia contra el exfiscal Douglas Meléndez por ejercer presión para convertirse en criteriados. Fue Meléndez quien llevó los casos de Saca, Funes y de su antecesor, Luis Martí­nez, a una etapa avanzada y de sumarles cargos.  

“Lo que no se puede es basar una serie de argumentaciones simplemente en el decir y en el hecho de una persona”, señaló Melara. “Se necesita algún tipo de pruebas periféricas que me ayuden a corroborar que lo que estoy efectivamente diciendo es cierto”, agregó.

Entre Saca y Funes, por ejemplo, son más de US$650 millones en fondos públicos los que la FGR anunció que ambos habí­an malversado. Melara indicó que, además de moderar la exposición mediática cuando están preparando los casos, ahora buscan tener constancia de que esa fue la cantidad de recursos públicos que se usaron de manera ilí­cita.

“No se ha podido probar que, efectivamente, todo ese dinero hay ido a las bolsas de los expresidentes. Es ahí­ donde tenemos que manejar las expectativas y las realidades a las que la evidencia nos lleva”, dijo durante la entrevista.

Por ejemplo, en el caso de Funes, el fiscal general detalló que están haciendo solicitudes de información a diferentes instancias internacionales; más que todo, de í­ndole financiera. También lo están solicitando para el caso de familiares y personas que estaban dentro de la “red de corrupción” en la que se ha involucrado al presidente, agregó Melara.

Una de las dificultades en continuar con el proceso es que, precisamente, son pocas las probabilidades de que Funes regrese al paí­s si el gobierno de Nicaragua, dirigido por el presidente Daniel Ortega, deciden mantenerlo con el estatus de asilado. Pero Melara insistió en que han hecho todo lo legalmente posible para traerlo al paí­s a que enfrente los procesos en los que aparece como imputado.

Algunos de los casos recientes de presunta corrupción que sí­ han llegado hasta los tribunales en la gestión de Melara incluyen las acusaciones contra el expresidente de la Corte de Cuentas, Hernán Contreras; contra el exministro de Seguridad, René Figueroa; y contra la exviceministra de Economí­a, Blanca Imelda Jaco.

Alta incidencia de efectividad, asegura

En otro tema, siempre relacionado con el papel de la Fiscalí­a, Melara aseguró que están logrando que los casos de extorsión lleguen con un sólido sustento ante la justicia.

“Estamos teniendo, aproximadamente, entre 95 % y 97 % de efectividad en los casos que nuestra Unidad Antiextorsiones está presentando en los juzgados”, afirmó el fiscal general. Sin embargo, no hubo más detalles al respecto.

En el caso de las extorsiones, mencionó que son una fuente de dinero “fundamental” y “la número uno” para las pandillas. De ahí­, agregó, sacan el dinero para cometer otro tipo de ilí­citos como dedicarse al tráfico de drogas y de armas, o al sicariato. Así­, recomendó a la población: “Pierdan el miedo. Hay que romper ese ciclo para golpear a las estructuras, especialmente en la parte financiera”.

El  titular de la FGR adelantó que pronto lanzarán un plan de combate a las extorsiones en el que esperan tener la colaboración de la empresa privada y del Gobierno central.

Finalmente, Melara confirmó que se ha registrado una reducción en los homicidios con la puesta en marcha del Plan Control Territorial del Gobierno Central.

spot_img

También te puede interesar

Redacción ContraPunto
Nota de la Redacción de Diario Digital ContraPunto
spot_img

Últimas noticias