Lleva más de siete años trabajando por los derechos humanos de la población LGBT, y auxiliando a las personas en situación de desplazamiento forzado por amenazas de pandillas y de autoridades de seguridad pública. Su nombre es Bianka Rodríguez, una mujer transexual salvadoreño, cuyo trabajo ha destacado con la condecoración para le Premio Nansen 2019 para los Refugiados, otorgado por la Agencia de las Naciones Unidos para los Refugiados (ACNUR), que ahora la acoge y la reconoce como la primera la Colaboradora Trans de Alto Perfil.

Sin duda, colaborar de manera directa con la agencia de la ONU para los refugiados – ACNUR es para mí una gran oportunidad, pues a partir de ahí podre reflejar las múltiples voces,  realidades y demandas de nuestra población”, expresó, congraciada, la salvadoreña.

Desde la directiva de la organización Comunicando y Capacitando a Mujeres Trans con VIH (COMCAVIS TRANS), Bianka ha participado en actividades de incidencia política, acompañamiento judicial y auxilio provisional a personas transgénero y transexuales salvadoreñas. Es, además, la secretaria general de la Federación Salvadoreña LGBTI (FESLGBTI); y colaboradora de la International Trans Foundation (ITF).

Luego de ser una víctima más de la transfobia en el país, ahora “se dedica a garantizar leyes justas y a construir redes de apoyo para personas LGBTIQ+ en El Salvador, con inclusión de aquellas que han sido obligadas a abandonar sus hogares y comunidades debido a su orientación sexual o identidad de género”, según lo definió el alto comisionado de la ONU para los refugiados, Filippo Grandi.

Bianka Rodríguez fue condecorada con el Premio Nansen, por la defensa de los derechos humanos, en 2019. Fotografía: Rut Krüger

SAN MIGUEL: EXIGEN JUSTICIA POR EL ASESINATO DE ZASHY DEL CID, MUJER TRANS

Los altos honorarios convierten a la salvadoreña en una de las pioneras en obtener reconocimientos internacionales; sólo después de su predecesora: la cofundadora de Comcavis, Karla Avelar, quien se convirtió en la primera centroamericana en ser galardonada con el premio Martin Ennals, en el año 2017.

VEA: KARLA AVELAR, LA PRIMERA MUJER TRANS NOMINADA AL PREMIO MARTIN ENNALS

Estoy comprometida en trabajar con las personas LGBTIQ+ en las Américas, y en todo el mundo. Trabajando juntos y juntas, podemos construir el mundo donde todas, todos y todes seamos libres de ser quiénes somos; sin importar dónde estemos o dónde nos encontremos”, dedicó estas palabras Rodríguez, a la organización internacional para los refugiados.

La Reivindicación LGBTIQ+

Desde el año 2014, Bianka ha dedicado su labor a la población LGBT. Su trabajo de incidencia política ha estado presente con las organizaciones por la defensa de los derechos humanos de personas en condición de vulnerabilidad. Uno de los logros colectivos se destaca en la búsqueda de la reforma al artículo 129 del Código Penal, por el reconocimiento de los “crímenes odio”.

VEA: FGR AMPLÍA PROTOCOLOS PARA INVESTIGACIONES DE DELITOS DE “ODIO” CONTRA POBLACIÓN LGBT

Asimismo, forma parte de la Mesa Permanente por una Ley de Identidad de Género, que responde a las consignas por el reconocimiento formal de una ley secundaria que garantice el cambio de género para personas transgénero y transexuales. Y, entre otras cosas, participa en las consignas por las reformas a la Ley del Nombre y la Persona Natural (LNPN) para garantizar el cambio registral del nombre de las personas trans.

De su trabajo, también destaca su representación en Comcavis, en la búsqueda de en brindar cobertura y avituallamiento a personas privadas de libertad, y a víctimas de desplazamientos forzados, a causa de la violencia e intolerancia hacia personas LGBTIQ+.

En El Salvador, mi país, las personas LGBTIQ+, son asesinadas y golpeadas por las pandillas; y sufren de abuso sexual y de persecución. Las personas trans, nos encontramos en mayor situación de riesgos”, añadió Rodríguez.

En efecto, en El Salvador se cuantifica un registro creciente de más de 600 personas de la diversidad sexual y genérica, que han perdido la vida a manos de la violencia, sólo desde el año 2015, de acuerdo con los reportes de la Asociación Solidaria para Impulsar el Desarrollo Humano (ASPIDH) Arcoíris Trans. El saldo habría incrementado a un total de 44 casos de personas trans asesinadas, desde el año 2011 hasta la fecha.

Bianka Rodríguez es acogida por ACNUR, como la Primera Colaboradora Trans de Alto Perfil. Fotografía: Laura Almirall

VEA: CRÓNICA: 20 AÑOS DE PRISIÓN PARA ACUSADOS DE ASESINAR A MUJER TRANS CAMILA DÍAZ

Uno de mis principales compromisos será seguir abogando por la inclusión, igualdad y equidad para las personas LGBTI, donde los estados adopten legislaciones, políticas y prácticas nacionales que garanticen el pleno respeto a sus derechos, está de más decir que seguiré posicionando las realidades y necesidades de las personas LGBTI desplazadas internas, solicitantes de asilo y refugiadas”, declaró la salvadoreña.

Participe con su comentario